Domingo, 26 de mayo de 2019
Ciudad Rodrigo al día

El ganador del Bolsín Taurino de este año se retira por sorpresa de los ruedos

Alejandro Rivero Fenoll ha decidido poner punto y final de forma fulminante a su trayectoria

Tremenda sorpresa en el mundo de los ruedos: el flamante ganador del Bolsín Taurino Mirobrigense 2019, el pacense Alejandro Rivero Fenoll, ha decidido retirarse de la profesión de forma fulminante, según ha desvelado el ya exnovillero en declaraciones al portal NovilladasSin.com.

En esas declaraciones, Alejandro Rivero expone que no es capaz de sobrellevar la profesión y que no disfruta ni se siente a gusto delante de los novillos. El joven comunicó en la jornada del lunes su decisión “irrevocable” a la Escuela Taurina de Badajoz de la que era alumno, decidiendo en su lugar retomar los estudios que había dejado aparcados.

Alejandro Rivero ha tomado esta sorpresiva decisión exactamente dos meses después de su actuación en uno de los festivales taurinos del Carnaval del Toro 2019 como premio por haberse proclamado con total justicia ganador del Bolsín Taurino Mirobrigense (donde ya participó en 2018, llegando a la final), tras un buen certamen y, especialmente, una gran final.

El novillero tuvo además la oportunidad de actuar en la Plaza Mayor mirobrigense compartiendo cartel con dos matadores de toros, Alejandro Marcos y José Luis Ramos, ya que este año se decidió premiar al ganador del Bolsín con su intervención en uno de los festivales. En esa tarde ventosa y nublada de Martes de Carnaval en Miróbriga dio la vuelta al ruedo tras no estar atinado con el descabello, pero dejó buenas sensaciones en su concepto.

Previamente a su triunfo en Miróbriga, Alejandro Rivero ya había ganado certámenes en hasta tres países diferentes: la novillada de Villa Franca de Xira, en Portugal; el certamen Nimes Metropole, en Francia; y el certamen Diputación de Badajoz, en España.

Precisamente, ese currículum había hecho que, antes de comparecer en Ciudad Rodrigo, ya tuviese asegurado un hueco en la Feria de Olivenza que tuvo lugar justo después de Carnaval. En esa cita, cortó dos orejas. Hace poco más de dos semanas, a mediados del mes de abril, Alejandro Rivero ganó otro certamen en la provincia de Salamanca: la Rosquilla de Oro de Ledesma, que a la postre ha sido el último de su trayectoria taurina.