Jueves, 21 de marzo de 2019
Ciudad Rodrigo al día

El hombre de las mil camisetas que acercó el mundo rural a los hogares de toda España

José Pinto aseguraba que poco a poco quería ir recuperando la tranquilidad previa a su paso por la televisión, aunque seguía recibiendo y aceptando compromisos

Intervención de José Pinto en la presentación de las coplas de Amanece que no es poco el martes de la semana pasada

Aunque había dejado la televisión el pasado mes de diciembre, la agenda de José Pinto seguía estando totalmente repleta de actos: el martes de la semana pasada participó en la presentación de las coplas de Amanece que no es poco, el miércoles fueron a entrevistarle a su pueblo, Casillas de Flores, el fin de semana se desplazó a Valencia, este viernes iba a dar el Pregón Mayor del Carnaval, y sin ir más lejos en la jornada del martes aceptó la invitación para dar próximamente una charla a los alumnos del Instituto de Vitigudino.

Pese a que seguía aceptando de buen grado todas las invitaciones (“¿cómo les voy a decir que no?”, explicó a Ciudad Rodrigo Al Día en la misma mañana del martes), realmente José Pinto quería que poco a poco fuese disminuyendo esa popularidad que había adquirido tras su paso por los concursos televisivos Saber y Ganar y ¡Boom!, en los que se hizo un hueco en los corazones de todos los españoles por su simpatía, espontaneidad, su buen humor, y además por sus múltiples anécdotas y su infinidad de camisetas.

Nacido en Casillas de Flores en 1961, José Pinto comenzó a estudiar en la escuela de su pueblo, pero a los 10 años se trasladó a Cheste (Valencia) becado por las Universidades Laborales, pasando largas temporadas lejos de su tierra. Posteriormente, hizo estudios secundarios en la Universidad Laboral de Zamora y llegó a comenzar la carrera de Veterinaria en León, pero no la terminó.

A lo largo de su vida, probó diversos oficios (desde peón de albañil a profesor de informática) en diversos lugares, hasta que hace algo más de dos décadas regresó a su localidad natal, Casillas de Flores, donde desde entonces poseía una explotación de vacuno en extensivo que apareció en reportajes televisivos tanto de Saber y Ganar como de ¡Boom!.

 

Su paso por televisión

Precisamente, esa explotación había tenido que compatibilizarla en los últimos años con su paso por varios concursos donde había alcanzado gran fama. Aunque en su día ya participó brevemente en Pasapalabra, la popularidad le vino al entrar en Saber y Ganar, donde le llamaron en 2016 tras haberlo estado intentando, según él mismo afirmó, desde casi los inicios del programa a finales de los años 90.

En Saber y Ganar entró en el verano de 2016, estando en una primera etapa hasta finales de noviembre de ese mismo año, cuando quedó eliminado. Sin embargo, había habido un error en una pregunta que había provocado esa eliminación, lo que hizo que le repescasen unas semanas después, volviendo para varios programas, aunque sin llegar a alcanzar la cifra máxima de 100 que puede estar un concursante en Saber y Ganar. Hace dos años por estas mismas fechas, participó en los especiales de los Magníficos de Saber y Ganar del año 2016, estando a punto de hacerse con la victoria. En total, en ese concurso se hizo con 68.460€.

Tres meses después, a mediados de mayo de 2017, aterrizó en ¡Boom! con el equipo de Los Lobos junto a otros tres exconcursantes de Saber y Ganar: Manu, Valentín y Erundino. Según comentó Valentín el pasado jueves en la visita de Los Lobos a El Hormiguero, él le envió una carta manuscrita para invitarle a unirse al equipo a Casillas de Flores, sin poner la dirección ya que no la sabía, con la esperanza de que le llegase. La misiva llegó y rápidamente José Pinto llamó a Valentín para unirse a la aventura de ¡Boom!, en cuyo seno se hicieron populares las perronillas que llevaba cada vez que iban a grabar.

Hasta el momento de llegar Los Lobos, el récord de participaciones en ¡Boom! era de poco más de 100 programas, pero el equipo del que formaba parte José Pinto se hizo dueño y señor, batiendo uno tras otro a todos los equipos rivales, hasta llegar a alcanzar el Récord Guinness de permanencia en un concurso televisivo. Precisamente, el día que les dieron tal reconocimiento lució una camiseta con el cartel anunciador del Carnaval que empezará este Viernes.

El pasado mes de diciembre, de forma inesperada, y en busca de una mayor tranquilidad, José Pinto decidía abandonar por voluntad propia el programa, entrando a sustituirle otro exconcursante de Saber y Ganar. José Pinto dejó el concurso habiendo ganado un total de 473.750€ en 373 programas, en los que contó multitud de historias y anécdotas en los tiempos entre bomba y bomba del concurso, en el que lució un gran número de camisetas, especialmente para promocionar elementos y eventos de Ciudad Rodrigo y su comarca.

Fuera de la televisión

Justamente al mismo tiempo que se producía su marcha, el ganadero de Casillas de Flores empezó a protagonizar una campaña publicitaria de Caja Rural de Salamanca, donde se transformaba en el James Bond del campo, que tuvo mucha repercusión en redes sociales.

Como decíamos al principio, pese a que ya hacía dos meses que había dejado la televisión, los compromisos se seguían sucediendo, al igual que en el tiempo que estuvo en los concursos, donde ofreció charlas en los institutos, participó en la lectura pública del Quijote, le hicieron entrevistas en lugares como Radio i o El Puente Radio, participó con el Ayuntamiento de Ciudad Rodrigo en ferias turísticas, hizo dos saques de honor en el Francisco Mateos, y un largo etcétera de compromisos.

Entre otros hechos destacados, presentó la reciente Gala de Premios de Cruz Roja Salamanca, fue nombrado Montanero de Honor por la Diputación de Salamanca, inauguró el Recinto Ferial en las últimas Ferias y Fiestas de Salamanca, e incluso en Palencia el dieron un premio, el ‘Trillo de Oro’. Además, José Pinto fue anfitrión el pasado mes de mayo de un encuentro de exconcursantes de Saber y Ganar en Ciudad Rodrigo.