Domingo, 12 de julio de 2020

Territorios de las arquitecturas tradiciones

Desde luego las distintas necesidades  que la producción agropecuaria plantea  hacen que  la respuesta sea clara al ofrecer  distintas estancias  o edificaciones específicas  para el uso no estrictamente residencial. Es quizás en esta temática donde mejor se aprecia la relación racional de forma y función, en esta arquitectura concebida como un bien de uso, que no de cambio.

Así en las áreas claramente agrarias adquieren relevancia determinados  tipos de edificación  especializada, como los graneros, los palomares, o las bodegas, y por el contrario en las áreas ganaderas  aparecen  de modo masivo, los establos de ganado lanar, o tenadas.

No obstante la especialización  que hoy  muestra el medio rural es contradictoria con la mezcla funcional  de dichas edificaciones agropecuarias  y los límites  no son tan claros en la arquitectura, como lo son  en los tipos  de producción  reflejando  una economía rural  anterior más diversificada, en la  que la autosuficiencia tenía gran peso