Martes, 18 de diciembre de 2018

China abre las puertas a ENUSA a nuevas áreas de colaboración en el ámbito del combustible nuclear

Dos representantes de la empresa española han visitado recientemente las instalaciones chinas de fabricación de combustible nuclear
Representantes de ENUSA en las instalaciones de Yangjiang

Tras la visita comercial llevada a cabo por la compañía española, China ha dejado abiertas las puertas a ENUSA a nuevas áreas de colaboración en la adquisición de equipos de inspección relacionados con el combustible nuclear. 

Dos representantes de la empresa española han visitado recientemente las instalaciones chinas de fabricación de combustible nuclear. La delegación de ENUSA ha visitado las fábricas de Baotou y Yibin, situadas en las provincias de Mongolia Interior y Sichuan, respectivamente y pertenecientes al grupo CNNC. Asimismo se ha visitado la futura fábrica de combustible del grupo CGN en Yangjiang, provincia de Guangdong.

Las relaciones entre ENUSA y la industria nuclear china comenzaron en 2008 con un primer acuerdo de colaboración que supuso la firma de tres contratos de suministro de equipamiento avanzado para la inspección de combustible nuclear con destino a la fábrica de Yibin. En la actualidad, la compañía española trabaja en la entrega de un equipo de inspección de pastillas de uranio con tecnología desarrollada en su fábrica de Juzbado (Salamanca). Conviene recordar que Yibin es la principal instalación de producción de combustible nuclear de China.

El complejo nuclear de Baotou, por su parte, comprende varias fábricas para diferentes tipos de combustible nuclear. En esta ocasión, la delegación española visitó la instalación que produce combustible para los nuevos reactores AP1000 de tecnología Westinghouse que han entrado en servicio en China en este año 2018. ENUSA cuenta con el acuerdo de Licencia con Westinghouse, vigente desde el año 1974, para proveer del combustible a estos reactores. Esa alianza con el principal tecnólogo en combustible PWR a nivel mundial como proveedor de la tecnología base, garantiza el acceso a los últimos progresos en materia de combustible nuclear. 

Como colofón a esta visita, los dos miembros de ENUSA visitaron las instalaciones de fabricación de combustible de Yangjiang. Pese a que en Yangjiang no se opera todavía con  material nuclear porque  está a la espera de la correspondiente autorización del gobierno chino, el grupo CGN se ha mostrado muy interesado en disponer de su propia capacidad de producción de combustible que, hasta ahora, ha de adquirirlo al grupo CNNC.

China ha apostado fuertemente por el desarrollo del programa nuclear,  y ha visto en ENUSA un socio que complementa sus necesidades, por la tecnología propia que ha puesto en marcha, la alta capacitación de su personal y a la seriedad que ha mostrado siempre  con todos sus clientes. Se han identificado una serie de oportunidades de colaboración y suministro de productos y servicios que, de materializarse finalmente, le permitirán ampliar su base de clientes en el país asiático y colocar a la compañía en una posición de privilegio en este relevante mercado.

Es sin duda el afianzamiento de la compañía española en el proceso de internacionalización que ha emprendido y que le ha llevado a firmar uno de los contratos más importantes de su historia, el suscrito hace escasas fechas con la finlandesa TVO.