Miércoles, 15 de agosto de 2018

‘Cluedo: El juego de la Sospecha’, nos adentramos en los detalles de la mano de Eduardo Encinas

La obra del grupo La Máscara se estrenará el próximo jueves 3 de mayo, a las 20.30 horas, en el teatro Calatrava 

Graduado en ingeniería química y actor, Eduardo Encinas nos atendió ayer martes en el bar ‘La Galatea’ para hablarnos de ‘Cluedo: El juego de la Sospecha’, una nueva obra del grupo teatral del que forma parte, ‘La Máscara’, y que se estrenará mañana jueves a las 20.30 horas en el teatro Calatrava.

Eduardo nos habló sobre él, sobre su pasión por el teatro desde bien pequeño y, por supuesto, de la nueva obra en la que actuará, y sobre la que además aportó algunos detalles de interés. Además, finalizó esta entrevista dando su humilde opinión sobre la situación cultural en la ciudad de Salamanca.

Lo primero de todo, una pregunta personal. ¿Cuándo te iniciaste en el mundo del teatro y por qué?

El teatro me lleva gustando desde que era pequeño, ya en 6º de Primaria hice mi primera obra donde la asistencia del público entre padres, madres y abuelos fue mayor de lo normal para ese tipo de eventos, y a esa edad. Aún así no le di demasiada importancia. Me lo tomé más enserio hace concretamente tres años, cuando dejé el fútbol y no sabía muy bien qué hacer con mi tiempo libre. Fue una amiga la que me sugirió dedicar ese tiempo al teatro, lo probé y hasta ahora.

¿Es la obra ‘Cluedo’ una mera inspiración del juego y es completamente diferente, o por el contrario es el juego hecho obra de teatro?

Es una comedia basada en la película rodada en 1985 ‘El Juego de la Sospecha’, actuaban actores y actrices bastante conocidos. De hecho, uno de ellos, el que hacía de mi personaje, era el de Regreso al Futuro. El que hacía de mayordomo también es bastante conocido, si no recuerdo mal su nombre era Tim Curry. Como en la película, o incluso en el juego, el tema principal de la obra es la sucesión de varios asesinatos y no se sabe quién o quienés pueden ser los asesinos. Los directores han querido que tuviera mucha intriga, pero siempre acompañada con toques de humor.

¿Qué es lo que os llevó a ti y a tus compañeros a embarcaros en una obra como esta?

La Máscara es un grupo de teatro que se fundó hace 26 años, es abierto,  y cada año realiza una obra diferente . Los directores eligen a los actores en función de las actividades que hayan desarrollado, como las hayan hecho, su facilidad o dificultad de interpretación y su esfuerzo. A partir de ahí, dan más o menos papel en sus obras. Ante todo, intentan un poco ser justos en función de tu trabajo y dedicación. Puedes ser muy bueno, pero si no vas a las actividades o a los ensayos, no podrás actuar o tendrás un papel mínimo.

Este año cogieron La Máscara dos nuevos directores que tiene otro grupo a parte, o sea que están bastante metidos en el mundillo y conocen bastante esto. Ellos, hasta enero y febrero, no dijeron nada del nombre de la obra. Fue entonces cuando nos contactaron, y a raíz de los perfiles que teníamos como actores y actrices nos cogieron. La verdad es que a todos nos gustó la idea y ¡Adelante!, aunque nosotros normalmente siempre estamos dispuesto a hacer la obra al final del curso, luego dependerá de la agenda de cada uno o el tiempo libre que tengamos.

¿Se parece a algo que hayas hecho antes?

La obra en sí no. La primera vez que actué con La Máscara era una obra tipo Sketch, un poco como Cruz y Raya. La verdad es que tuvo bastante éxito, creo recordar que vinieron a vernos 600 personas en total, durante los tres días que actuamos. La dinámica era la normal en este tipo de obras, yo actuaba con un compañero, hacíamos nuestro Sketch y luego salían los siguientes, por lo que el periodo de tiempo sobre el escenario era limitado. Pero este año es totalmente diferente, por ejemplo para mí o para algunos que no nos hemos enfrentado de mayores a una obra completa, un poco de respeto si que le tenemos, porque ya no es que salgas 15 minutos a escena y te vas, es que estas la hora y media que dura, aproximadamente, sobre el escenario.

¿Así que esta obra para ti supone un reto?

Si, un poco

¿Cuánto lleváis preparando este proyecto, ha llevado mucho tiempo y esfuerzo sacarlo adelante?

Sobretodo tiempo, nos informaron a finales de Enero o Febrero, en una casa rural. Allí nos hablaron de la obra, de los papeles y de todo en general. A partir de ahí hemos estado ensayando entre tres y cuatro días a la semana, hora y media, mas o menos. Aunque desde hace un par de semanas es mucho más ensayo y trabajo.

Por parte de todos, y sobre todo de los directores, es un esfuerzo muy grande. El hecho de cuadrar las agendas de todos para ensayar es muy complicado y ahora, que ya estamos ultimando los últimos detalles y preparativos, es esencial que estemos la totalidad del grupo presente.

¿Cómo ha recibido el público esta propuesta, habéis tenido el éxito que esperábais?

Lo cierto es que llevamos toda esta última semana de promoción, pegando carteles en bares y otros establecimientos.

La idea de que esté basada en el Cluedo y de que sea una obra que mezcla el elemento del humor con la intriga, ha llamado bastante la atención. Se ha puesto muy de moda el fenómeno Agatha Christie, la obra se parece mucho a los libros de esta autora, por lo menos para mí y para mis compañeros, y esto ayuda a captar la atención del público. Además, el juego de la música que estamos preparando en los ensayos, junto con las luces, también ayuda a que a la gente ponga interés por la obra.

¿Cuál es tu criterio sobre la ciudad de Salamanca, para iniciarse o vivir del mundo del teatro?

En Salamanca es complicado, tristemente es una ciudad en la que todos, entre los que me incluyo, no nos involucramos en las cosas que se hacen o que se proponen. El problema está en que luego nos quejamos de que no haya turismo y gente joven. Ahora que estoy metido un poco en esto lo veo más claro, lo más complicado de conseguir es que la gente se involucre. Lo veo también en el momento en el que vas a pegar carteles a bares o cualquier establecimiento, en algunas ocasiones son reacios a darte el permiso para hacerlo.

Tristemente la ciudad de Salamanca está poco interesada en los temas culturales. La población está muy envejecida y los estudiantes, que depende de un economía reducida, se sienten impedidos a permitirse gastos de ese tipo, es por eso por lo que decidimos poner un precio asequible a nuestra obra, entre otras cosas, para que la gente joven se involucre y le coja el gustillo a asistir a jornadas culturales de este tipo.

‘Cluedo: El juego de la Sospecha’ se estrenará mañana por primera vez en nuestra ciudad, y se podrá disfrutar durante los días 3, 5 y 6 de mayo, con un precio de entrada de tres euros, pudiéndose adquirir directamente en taquilla.

  • Eduardo Encinas con algunos de sus compañeros de reparto