Sábado, 24 de agosto de 2019

La pitada

231

No me gusta el fútbol. No me gusta ese fútbol de millonarios y horas de televisión. No me gusta el fútbol cortina de humo, el de los partidos del real Madrid, decían, para distraernos cuando Franco, ni el de casi a diario que hay hoy para atontarnos del todo.

A veces me gustan los goles que se meten en el fútbol. Esos goles que presagian que la gente sigue viva, que se organiza, que se mueve. Esos goles en forma de cánticos, pancartas, camisetas amarillas y pitadas. Esos que son criticados por una prensa que está más empeñada en decirnos lo que no tenemos que hacer, que en denunciar lo que se está haciendo mal.

Pitan al himno, y hay un drama. Se hunde la economía, y no pasa nada. Ésa es España.