Martes, 18 de septiembre de 2018

Discriminación verbal

Sostiene Ernesto que en vez de ocuparnos de cuestiones banales como el desempleo, o el trabajo precario, o los movimientos secesionistas, o el reciclaje, o los crímenes machistas, o el calentamiento global del planeta, o la sanidad, o la contaminación, o las pensiones, o la corrupción por robo o por ineptitud, ha llegado el momento de dedicar nuestra atención y esfuerzo para cambiar el género de algunas palabras, con el objetivo último de poner freno a la discriminación. Nosotros nos sumamos a la iniciativa y sugerimos añadir a estas palabras su correspondiente contrario: Canalla/canallo, dentista/dentisto, ricino/ricina, pianista/pianisto, rodilla/rodillo, ortiga/ortigo, poeta/poeto, soldada/soldado, sindicalista/sindicalisto, deportista/deportisto, ponentes/ponentas, pediatra/pediatro, miembro/miembra, golfista/golfisto, sinvergüenza/sinvergüenzo, braga/brago, arreglista/arreglisto, portavoz/portavoza, funambulista/funambulisto, cantante/cantanta, proyectista/proyectisto, futbolista/futbolisto, perfumista/perfumisto, turista/turisto, contratista/contratisto, profeta/profeto, taxista/taxisto, hereje/hereja, artista/artisto, musa/muso, periodista/periodisto, codo/coda, alarido/alarida, prelado/prelada, taxidermista/taxidermisto, gusano/gusana, telefonista/telefonisto, feminista/feministo, estrella/estrello, masajista/masajisto, terapeuta/terapeuto, portavoz/portavoza, trompetista/trompetisto, ciclista/ciclisto, violinista/violinisto, piloto/pilota, maquinista/maquinisto, callo/calla, electricista/electricisto, estómago/estómaga, pesadilla/pesadillo, oculista/oculisto, araña/araño, policía/policío, machista/machisto, miserable/miserabla, avispa/avispo, látigo/látiga, pobre/pobra, testigo/testiga, persona/persono, caminante/caminanta, jóvenes/jóvenas, alarmista/alarmisto, barbilla/barbillo, ejecutante/ejecutanta, solicitante/solicitanta…, y así sucesivamente.