Lunes, 20 de agosto de 2018
Ciudad Rodrigo al día

Los Bomberos sofocan un fuego en una peña de la calle Peramato

CIUDAD RODRIGO | Los vecinos están hartos, ya que los anteriores inquilinos de esa peña fueron descubiertos saltando a tejados vecinos

Los Bomberos de Ciudad Rodrigo tuvieron que actuar en la noche del lunes para extinguir por completo un fuego que se había declarado en una peña de jóvenes en el barrio de San Cristóbal. El incidente tuvo lugar en la calle Peramato, en un edificio de dos plantas cuyo primer piso viene siendo usado como peña por diferentes grupos de jóvenes en los últimos años.

Hasta el lugar de los hechos acudieron dos dotaciones de los Bomberos mirobrigenses, que desplegaron sus mangueras hacia el interior del inmueble para atajar las llamas que se habían originado en un sofá de madera, generando una importante humareda. En principio, no se tiene constancia de que el fuego causase daños personales, aunque sí supuso un sobresalto para todos los vecinos de la vía, saliendo varios de ellos a la calle, hasta donde también se dirigió la patrulla de servicio de la Policía Local.

Se da la circunstancia que la actual peña inquilina de ese piso lleva poco tiempo en el espacio. Los anteriores inquilinos de la misma fueron desalojados por el dueño a finales del mes de octubre, después de ser sorprendidos saltando desde la parte superior del inmueble a los tejados vecinos. Aquellos jóvenes fueron identificados por la Guardia Civil, tras causar algunos destrozos en esos tejados vecinos (algunos vecinos piensan que la verdadera intención de estos jóvenes era robar en algún inmueble vecino).

Precisamente, los problemas que se vienen generando en esa peña hacen que los vecinos de esa calle estén “hartos”, según apuntó una vecina en la noche del lunes a Ciudad Rodrigo Al Día: “primero fue lo de los tejados, ahora se prende fuego, ¿qué va a ser lo siguiente si este señor [el dueño del piso] lo sigue alquilando a peñas?”, indicando que hay vecinos que tienen “miedo”.

Por cierto, que entre medias de la peña desalojada y la actual, se tiene constancia de que el dueño del inmueble procedió a sacar del edificio numerosos enseres viejos que había allí acumulados, como colchones.