Lunes, 3 de agosto de 2020

Hacia la Peña de Francia

¿Sabéis por qué la Virgen de la Peña de Francia, Patrona de la Provincia de Salamanca y de Castilla es morena, como lo son también otras, precisamente de las más significativas de la Cristiandad?
"Velarás y no dormirás, Simón, hasta que...", dicen que oyó en el primer tercio del siglo XV un francés llamado Simón Rolán.
Y cuando se oyen esos barruntos, ya pocos sueños traen las noches. Así que siguió la voz por los pergaminos de los mapas, siguiendo indicaciones de arrieros y obviando las negativas de carboneros serranos, hasta que su sueño se hizo claro en San Martín del Castañar y, tantas fatigas después, la encontró en esta altura de la salmantina Sierra de Francia en mayo de 1434.
Qué cosas tiene la Historia.
Por lo que sé, no hay serrano que no mire La Peña invocando la bendición, allá donde esté, allende mares, continentes, geografías varias, en este lado de la vida, en las faldas que deja la muerte, o en la medalla de su pecho.
Mañana un nutrido grupo subirá (D.m.) a la Peña de Francia en una jornada de Jubileo Diocenado, desde Salamanca y pueblos a celebrar que La Señora esté ahí, en el alto y, sin embargo, tan próxima en nuestros sentires.
Yo iré entre ellos (D.m.), porque, como dijo Sakespeare: "Hay más cosas entre el cielo y la tierra de las que el hombre puede comprender."
También don Miguel de Cervantes cita a esta Peña y a esta Virgen en su famoso libro de cuyo nombre no me acuerdo ahora.
Y ella morenea allá, y a todos nos recibe y consuela nuestros sueños: los blancos, los morenos, los claros..., y hasta los otros.
Feliz jornada, amigos virtuales y de virtud
.