Jueves, 19 de septiembre de 2019

La vacuna frente a la meningitis B, con 'cuentagotas'

Las farmacias reciben algunas dosis de 'Bexsero' por la derivación de un lote destinado inicialmente a Portugal y la llegada de pequeñas partidas desde el laboratorio

[Img #563654]

En las últimas semanas, algunos padres se han mostrado sorprendidos al saber que otras familias habían podido adquirir la codiciada vacuna frente al meningococo B. ¿Cómo es posible, si nosotros llevamos meses apuntados en una lista de espera y la explicación oficial es que hasta mediados de año no estará disponible?, se preguntan.

La cuestión tiene dos posibles respuestas. La primera es que, al parecer, la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) autorizó en enero al laboratorio GSK -que comercializa esta vacuna con el nombre de Bexsero- a distribuir en España, de forma excepcional, algo más de 23.000 dosis de un lote en concreto destinadas inicialmente al mercado de Portugal, según confirma el presidente del Colegio de Farmacéuticos de Salamanca, Carlos A. García Pérez-Teijón. 

Las unidades se repartieron de forma más o menos uniforme en todo el territorio español, si bien teniendo en cuenta que en nuestro país existen más de 21.400 farmacias, la cantidad es a todas luces insignificante para atender la amplísima demanda que se generó tras su clasificación como medicamento de prescripción médica no restringida y, por tanto, accesible en las boticas para una inmunización disponible -en teoría- desde el pasado 1 de octubre y recomendada por los pediatras, pero no financiada.

Un ejemplo. A la Cooperativa Farmacéutica Salmantina (SOCOFASA), la principal de las dos distribuidoras de medicamentos que operan en la provincia, llegaron en enero 114 dosis de este lote derivado del mercado portugués, mientras que su número de socios asciende a 270, de modo que las existencias no fueron suficientes ni para suministrar una por farmacia. Así lo señala su gerente, José Manuel Tomás, que confirma que los envases incluían un prospecto en español, como establece la normativa vigente, pero también mostraban, para confusión de las familias, el precio de venta al público marcado para las boticas del país vecino, poco más de 95 euros por dosis, frente a los 106 fijados para el mercado español, donde ha tenido que ser aplicada la diferencia.

El propio representante de Socofasa apunta el segundo de los motivos que explican que algunas familias de Salamanca hayan podido adquirir la vacuna frente al meningococo B y otras, la mayoría, sigan formando parte de las listas de espera que han tenido que crear las farmacias para responder a la elevadísima demanda de Bexsero y a los problemas de suministro derivados de ella. "Tenemos una buena coordinación con el laboratorio, que nos envía periódicamente pequeñas cantidades que nosotros distribuimos de forma equitativa por las farmacias de la provincia, rotándolas de dos en dos. Por ejemplo, este mes nos han llegado 300 dosis", aclara José Manuel Tomás.

La inmunización completa, una prioridad

En este sentido, el gerente de la Cooperativa Farmacéutica Salmantina subraya que la prioridad que se ha marcado esta distribuidora es asegurar la inmunización completa de los niños, que se consigue con dos o tres dosis, dependiendo de la edad, por lo que "atendemos todas las revacunaciones", dando preferencia a quienes, a través de la cartilla oficial de vacunación, muestren que recibieron la primera dosis antes de que se agotaran las existencias. "De las unidades que recibimos, siempre detraemos una pequeña cantidad de reserva para garantizar la revacunación y que la protección no quede incompleta", indica.

Respecto a la demanda que existe en una provincia como la salmantina para disponer de la vacuna frente al meningoco B, José Manuel Tomás afirma que es imposible determinarla en estos momentos. Entre otras cosas, porque las dificultades actuales de suministro, unidas a la urgencia que sienten las familias por inmunizar a sus hijos frente a una enfermedad poco frecuente, pero que puede ser muy grave, han impulsado a muchos padres a apuntarse en los listados de varias oficinas de farmacia.

"En estos momentos, la lista de espera es muy incierta, aunque cuando empiecen a llegar suficientes vacunas para cubrir las peticiones, nuestra intención es medir la demanda real, comprometiendo a las farmacias -y, con ello, a las familias- a quedarse con las unidades que pidan", adelanta el gerente de SOCOFASA, quien calcula que en Salamanca podrían necesitarse unas 2.000 dosis.  

Según las estimaciones actuales, en torno a "mayo o junio" podría comenzar a resolverse los problemas de abastecimiento actuales, teniendo en cuenta que el boratorio ha asegurado que necesita nueve meses para fabricar nuevos lotes de Bexsero.