Domingo, 27 de mayo de 2018
Bracamonte al día

Villar de Gallimazo ofrece nuevas viviendas en módico alquiler para parejas y familias jóvenes buscando revitalizar la localidad

Su alcalde, Sergio González, anuncia que el Consistorio construirá en breve dos casas, reforzando así su oferta para dar respuesta a la constante demanda de trabajadores que tiene la localidad debido a su industria 
Sergio González, alcalde de Villar de Gallimazo, apuesta por la llamada a los jóvenes y la economía saneada para dar prosperidad al medio rural
Sergio González Rogado es uno de los alcaldes más jóvenes de la provincia, aunque casi desde la cuna le generaba interés e ilusión poder ayudar a sus vecinos desde el Ayuntamiento, algo que se traducía en su ofrecimiento en la medida de lo posible para la puesta en marcha de obras de teatro y diferentes acciones infantiles, como niño entregado que era. Una función social que lejos de remitir fue en aumento hasta conseguir ser primero concejal y ahora alcalde por el Partido Popular en Villar de Gallimazo
 
Joven de edad y en la gestión, pero con las ideas claras, manteniendo una perfecta situación económica que se ha perpetuado hasta este 2018 y cerrando el pasado año –según nos explica el regidor– “de manera perfecta, lo mismo que teníamos de presupuesto es lo que hemos gastado”, asegura. Asimismo, subraya cómo su gestión pretende asemejarse a la que puede realizarse en un hogar, abonando las facturas de gasto y proveedores de inmediato, siempre ajustado al gasto y al presupuesto real con el que cuenta el Consistorio para hacer frente a los pagos y huyendo siempre del crédito o el gasto desmedido. “Así evitamos tener meses y meses a la gente pendiente de sus pagos y mantenemos una economía saneada. Es una gestión que recomiendo para todos los ayuntamientos… Si lo hicieran así a nivel nacional, mucho mejor estaría la situación, sin duda”, añade el primer edil de Villar. 
 
En el horizonte más inmediato, Villar de Gallimazo tiene como principales objetivos la consecución de una circunvalación que permitirá de manera definitiva sacar del casco urbano el paso de los camiones y vehículos de gran tonelaje, mejorando también el camino habilitado para esta circulación, de especial importancia en la localidad. Esta obra se sitúa como una de las principales y más destacadas de este año, que se realizará a través de los Planes Provinciales de la Diputación de Salamanca. 
 
A mayores de esta iniciativa, el Consistorio ya plantea como algo inmediato la construcción de dos viviendas, un apartamento para una pareja y otra casa para una pareja con hasta tres niños, con la intención de ofrecerlas en alquiler a la juventud, bien de fuera o del mismo municipio, buscando asentar nueva población que consolide la vida en el lugar. “Aquí tenemos trabajo, poseemos industria y el ofrecimiento de empleo constante en cualquiera de las empresas. Sabemos que muchos de los que ya están trabajando aquí han tenido que irse a vivir a otros sitios porque no disponíamos de casas. Por ello pensamos en esta posibilidad para abrir el camino a parejas jóvenes que puedan asentarse aquí y forjar una nueva vida”, explica Sergio González. 
 
La situación de Villar de Gallimazo hoy es de casi pleno empleo, con escaso paro y con perspectivas de búsqueda de futuro, que pasa, según afirma el primer edil, “por ofrecer mejores infraestructuras a nuestros pueblos para evitar que el medio rural se muera. Sin ellas y sin servicios no es posible mantener nuestros pueblos… y si no se ayuda a que estos servicios se mantengan, debe ser el Ayuntamiento el que se haga cargo de ellos, lo que al final supone un gasto y poco beneficio al conjunto… Eso no es práctico y no se puede sostener”. 
 
El regidor también pone especial acento en la importancia de la educación y los colegios en los pequeños municipios, destacando la urgente necesidad de aumentar la natalidad en las zonas rurales, buscando posibles planes que favorezcan la llegada de niños a estas zonas, además de fomentar educación rural, señalándola como una de las patas más destacadas y fundamentales para el desarrollo y el futuro de municipios como este, con un censo actual de poco más de 200 habitantes, pero que busca un horizonte con amplitud de miras y capacidad de crecimiento constante.