Lunes, 18 de junio de 2018

Camelot, el referente absoluto en la noche de varias generaciones

Su historia se remonta al año 1986, y ahí se han vivido y se siguen sintiendo las mejores fiestas, la mejor sala de conciertos de Salamanca

A dos minutos de la Plaza Mayor, en pleno corazón monumental de Salamanca, una antigua nave dibuja una esquina del convento de las Úrsulas. Detrás del gran arco que forma su entrada está Camelot. Piedra, hierro y un diseño sobrio para vestir a un local único, cinco metros de altura, el altillo que domina desde la entrada hasta el fondo, compartiendo la vista con la cabina levantada en un púlpito sobre la barra redonda, y abajo, tras las columnas, la barra grande mira al gran espacio central, que acaba en el escenario.

Por encima de todo, y más allá de todo esto, el alma que llena este local referente en la noche salmantina es su gente, la gente de Camelot. Su historia se remonta al año 1986, y ahí se han vivido y se siguen sientiendo las mejores fiestas, la mejor sala de conciertos de Salamanca sin duda y los mejores DJ´s de la ciudad han pasado por allí desde que abriera sus puertas.

Camelot es una escuela de vida y referencia absoluta para varias generaciones, más que un local de ocio es una institución que da cabida a todo tipo de actos de interés, culturales y sociales.

Comenta uno de sus más antiguos DJ,s, que desde siempre, hace 30 años ya, los extranjeros que llegan a Salamanca, preguntan por sus Catedrales, la casa de las conchas, la plaza mayor y por supuesto, por Camelot, el local referente de la ciudad.