Lunes, 16 de julio de 2018

La película que me estropea el anuncio

Así, como lo oyen. Normalmente suele ser al contrario, pero en este caso no es así. Entre todo el oleaje de anuncios de colonias (sobre todo colonias), fascículos y tal y tal, de estos días tan entrañables, un anuncio me fascina especialmente. Es el que muestra un corto breve perfectamente ambientado en el Siglo de Oro Español. Un despacho, un editor y Miguel de Cervantes intentando convencer al editor de que El Quijote es un libro extraordinario, que tiene que publicarlo. Los diálogos son impagables, hay que verlo. No sé qué agencia habrá tenido la idea o mejor a qué experto en marketing le habrá iluminado esa bombilla, pero es genial. El objeto es anunciar la Lotería del Niño y la idea de la historia que narra es sencilla:” el que la sigue la consigue” o “insiste y vencerás”.

 Resulta sorprendentemente gracioso el diálogo entre editor y escritor, visto desde la perspectiva histórica. “La vamos a petar con esto”, asevera ilusionado Cervantes. El editor no lo tiene tan claro, frunce el ceño y dice: “pero por qué no escribes poesía, como Góngora”, y señala un cuadro de la pared…

 Tienen que verlo. Es el único anuncio capaz de conseguir que cualquier película me corte el rollo.