Domingo, 22 de octubre de 2017
Ciudad Rodrigo al día

La familia en constante renovación que hace disfrutar a miles de niños todos los años

CIUDAD RODRIGO | Los jóvenes encargados del Divierteatro se sacaron en la mañana del viernes las clásicas fotos de familia

La gran familia de jóvenes que hace posible el desarrollo durante las mañanas de la Feria de Teatro del emblemático Divierteatro se sacó en la mañana del viernes -en los minutos previos a la apertura por penúltima vez de los recintos ubicados en la Plazuela del Buen Alcalde y del Conde- las clásicas fotos de recuerdo de esta edición.

Para estos jóvenes, las fotos no son solo el recuerdo de estos 4 días de contacto directo con los niños, sino de todo el mes que han pasado juntos, ya que el Divierteatro lleva siempre aparejado un minucioso proceso previo, que comienza con unas jornadas de formación en animación teatral, para pasar posteriormente a los preparativos directos de las actividades que conforman el programa.

Como todos los años, dentro de la gran familia de jóvenes hay ‘bandos’, aunque con una gran confraternización entre ellos. Por un lado, están los monitores de pleno derecho, que tienen como mínimo 18 años, y por otro, el denominado equipo de apoyo, jóvenes de 16 y 17 años que muy posiblemente acabarán siendo monitores en años venideros siempre que ellos quieran.

Por la edad, evidentemente el equipo de apoyo es prácticamente nuevo cada año (o sino cada dos), mientras que el equipo de monitores también está en constante renovación por las propias vicisitudes de la vida (jóvenes que ya no pueden formar parte por irse a trabajar fuera, por ejemplo), aunque hay alguno que cuadra sus vacaciones para estar justamente estos días y poder vestir las simbólicas camisetas, que suelen tener un gran valor sentimental para ellos. Este año, los monitores han vestido de color de rosa, y el equipo de apoyo, de azul, invirtiendo los colores que tuvieron el año pasado.

Hay que apuntar que dentro del grupo de monitores, hay un subgrupo, el de los polivalentes: varios jóvenes que prácticamente no pisan las Plazuelas (salvo alguna excepción), y que ejercen funciones de control en los espectáculos. Entre ellos están los más veteranos en la función de monitores, David Manchado y Nerea Rodríguez, que con esta acumulan 17 Ferias.

Este equipo de polivantes se hizo una foto adicional independiente en la mañana del jueves. De igual modo, hubo fotos adicionales de los monitores que están en la Plazuela del Buen Alcalde por un lado y los que están en la Plazuela del Conde –los encargados del Palabreando- por el otro. Asimismo, también quisieron tener fotos de recuerdo propias los jóvenes encargados de distintos talleres. A las fotos se sumaron incluso varios niños que ya estaban esperando para poder entrar en la Plazuela del Buen Alcalde.

Ver más imágenes: