Domingo, 19 de noviembre de 2017
La Sierra al día

El alcalde, Hilario Bayo, renuncia al cargo por motivos personales

NAVARREDONDA DE LA RINCONADA | La dimisión provocará cambio de signo político en el Ayuntamiento, que contará con mayoría socialista
Hilario Bayo, en primera fila con camisa verde, en la inauguración de la exposición sobre cal y lino el pasado mes de mayo.

El alcalde de Navarredonda de la Rinconada, Hilario Bayo, ha renunciado a su cargo y a su acta de concejal. El hasta ahora primer edil alega no tener tiempo para atender sus obligaciones municipales por motivos personales, por lo que ha presentado su dimisión el pasado 6 de julio. 

La situación en el Ayuntamiento calero estaba siendo muy tensa en el último medio año. Desde hace seis meses que el alcalde no convocaba plenos municipales y la secretaria solicitó el traslado a otro municipio, por lo que tuvo que ser asignada otra de forma interina. El pueblo posee varios problemas de urgente atención como errores en la ejecución de caminos de la concentración parcelaria, la modificación de las normas urbanísticas y problemas con el abastecimiento de agua, que presenta posibles fraudes en su uso. Tal era la pasividad por parte del alcalde al respecto, que tres concejales solicitaron la celebración de un pleno extraordinario para solucionar el problema del agua, ya que se vienen observando incumplimientos del bando de restricciones en el uso del agua. El pasado 10 de julio, en la celebración de dicha sesión plenaria extraordinaria, varios vecinos se presentaron en el Consistorio para mostrar su desacuerdo y preocupación por el estado de bloqueo del Ayuntamiento en prácticamente todos los asuntos municipales. 

La dimisión de Hilario Bayo provocará además un previsible cambio de signo político en el Consistorio. En las elecciones municipales de 2015, el Partido Popular obtuvo un total de 67 votos, frente a 40 del Partido Socialista, por lo que consiguió un total de cuatro concejales, por uno de la oposición. Sin embargo, a lo largo de 2016 dimitió la edil popular Lucía de Arriba Martín, y su puesto fue ocupado por el edil socialista Amador Martín Roncero, estando compuesto el Consistorio desde entonces por tres concejales populares y dos socialistas. Con la renuncia de Hilario, tomará posesión de acta de concejal el candidato del PSOE José Carlos Hernández Pérez, por lo que el Consistorio tendrá 3 ediles socialistas y sólo dos del PP, por lo se nombrará un nuevo alcalde, presumiblemente o Amador Martín o Fermín González.