Viernes, 24 de noviembre de 2017

Podemos, "Los Simpsons" y "Mis pollitos"

El video satírico difundido en redes sociales que traslada a una escena de la serie “Los Simpsons” el episodio de la operación Lezo referente a la pretendida adjudicación amañada de guarderías municipales de Salamanca, llegó ayer a los Juzgados salmantinos. El secretario local de Podemos, Ignacio Paredero, asistió al acto de conciliación previo a la querella anunciada por “Mis pollitos”, grupo empresarial al que se menciona expresamente en dicha parodia como beneficiario de esa eventual adjudicación.

Podemos no se ha avenido a retirar el video y rectificar, enmarcando su elaboración y difusión en el legítimo ejercicio de la critica política y la libertad de expresión. A juicio de Paredero “con una posible querella lo que se pretende es que no se denuncie la corrupción, algo que forma parte de nuestro papel como partido político”.

En esta misma línea llega más lejos el secretario autonómico de la formación, Pablo Fernández, quien ayer se desplazó a Salamanca para respaldar a sus compañeros de partido. Fernández ve detrás de la denuncia la mano del alcalde de Salamanca y presidente autonómico del PP, Alfonso Fernández Mañueco. “El PP está intentando amedrantar con amenazas de querellas para evitar que Podemos no denuncie la posible implicación de Mañueco en la operación Lezo”, dijo Fernández, que por otra parte sigue considerando insuficientes las explicaciones ofrecidas por el alcalde sobre la alusión de que fue objeto en la grabación realizada al ex presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González.

Por su parte, Carmen Pazos, gerente del grupo “Mis Pollitos”, ha declarado a la agencia Ical que la querella “no va contra el video humorístico, que me da igual, sino por el uso del logotipo de la empresa en una imagen tratada por Podemos para insinuar un delito que no he cometido”.

El juez de la operación Lezo incluyó a Pazos en la relación de investigados en la causa por su participación, junto a la esposa de González, Lourdes Cavero, y otras personas de su círculo, en la sociedad “Chickies S.L.”, constituida con la intención de operar en el sector de las guarderías y los centros infantiles.