Miércoles, 22 de noviembre de 2017
Béjar al día

El 1-1-2 de la Comunidad podrá recibir llamadas directamente de vehículos accidentados

BÉJAR | Castilla y León, la primera comunidad española en adaptarse a la normativa europea sobre eCall, para reducir los tiempos de respuesta de los servicios de emergencia en un accidente 

Castilla y León, la primera Comunidad de España con sistema eCall

El pasado 15 de junio, el Centro de Emergencias 1-1-2 de Castilla y León de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente realizó con éxito las pruebas de transmisión y reconocimiento de llamadas de emergencias eCall, lo que le convierte en el primer centro 1-1-2 de España en implantar la normativa europea para la recepción de llamadas eCall.

El sistema eCall,  ante la detección de un accidente, realiza  automáticamente una llamada de emergencia al número de emergencias 1-1-2, enviando datos del vehículos (localización geográfica por GPS y tipo de  vehículo) y se establece una comunicación de voz entre los ocupantes del vehículo siniestrado y el centro de emergencias,  iniciando, por parte de los centros de emergencia, los protocolos de rescate más adecuados. A partir del 31 de marzo de 2018, todos los nuevos modelos de coches deberán ir equipados con el sistema automático de llamada a los 1-1-2. 

La normativa europea sobre el eCall se basa en el Reglamento 2015/758 del Parlamento Europeo y del Consejo,  de 29 de abril, cuyo objetivo es reducir los tiempos de respuesta de los servicios de emergencia y elevar, en consecuencia, las probabilidades de supervivencia de las víctimas. Este sistema automático de llamadas a los 1-1-2 del espacio europeo deberá estar implantado  en octubre de 2017.

El centro de emergencias 1-1-2 de Castilla y León ya dispone de la tecnología necesaria para recibir y tratar esta llamada, lo que hace posible que el centro de emergencias de la Comunidad  se adelante a la fecha marcada por la Unión Europea, y garantice ya que sus sistemas de información y comunicaciones estén preparados para recibir las llamadas eCall.

Europa registra anualmente más de un millón y medio de accidentes viales que requieren asistencia por parte de los servicios de emergencias. En muchas ocasiones, tras un accidente de este tipo, los ocupantes del automóvil se encuentran conmocionados y desorientados, por lo que es posible que no puedan comunicarse para informar del accidente.