Domingo, 17 de diciembre de 2017

Pasados por agua para sensibilizar sobre la esclerosis múltiple

Nueva campaña con la que se trata de informar sobre una enfermedad neurológica e incurable que afecta a unos 550 salmantinos
Pasados por agua en una jornada de sensibilización sobre la esclerosis (Foto de Álex López)

La Asociación Salmantina de la Esclerosis Múltiple, ASDEM, ha presentado hoy la campaña ‘Mójate por la Esclerosis Múltiple’ que ha contado, en las instalaciones de la residencia del Paseo de Los Olivos con la lectura de un manifiesto y a numerosos voluntarios pasando por el cubo de agua.

Aunque la campaña de carácter nacional, que se desarrolla desde 1994, será el próximo domingo, la asociación en Salamanca se ha mojado hoy en una actividad con la que se pretende sensibilizar e informar a la sociedad sobre la problemática que presenta esta enfermedad neurológica e incurable y obtener ingresos destinados a financiar los servicios de rehabilitación necesarios para mejorar  la calidad de vida de las personas con E.M. 

La Esclerosis (Esclerosis Múltiple y ELA) es, tras la epilepsia, la segunda enfermedad neurológica más frecuente en adultos jóvenes y la causa más frecuente de parálisis en los países occidentales. Uno de cada 1.000 personas padece esta enfermedad, unos 550 en Salamanca, siendo más frecuente en mujeres. Suele diagnosticarse entre los 25 y los 30 años, en un momento de la vida en que los jóvenes comienzan a planificar su futuro. La naturaleza de la enfermedad hace que en nivel de discapacidad vaya evolucionando, y con él, la necesidad de apoyos, que hay que adaptar a las necesidades progresivas de atención de las personas afectadas. 

En ASDEM llevan casi 20 años trabajando para mejorar la calidad de vida de las personas con esclerosis múltiple y para promocionar su autonomía. Actualmente prestan servicios en el centro asistencial de calle Corregidor Caballero Llanes, donde ofrecen una atención integral a la persona y su familia. Además, desde hace un año, ofrecen un servicio residencial en la vivienda Los Olivos, domotizada, inteligente y totalmente adaptada a las personas con diversidad funcional que lo precisen.

Fotos: Alejandro López