Martes, 12 de diciembre de 2017

SATSE Castilla y León denuncia filtraciones relacionadas con la oposición de Enfermería

Se ha filtrado la fecha de examen, además de que se filtró en su día la fecha de publicación de los listados provisionales de admitidos

El Sindicato de Enfermería, SATSE, de Castilla y León denuncia filtraciones de información sobre la oposición de Enfermería de esta Comunidad Autónoma y exige al gerente de Salud de las Áreas de León y el Bierzo, Francisco Pérez Abruña, que garantice la limpieza y transparencia de este proceso selectivo.

Según ha podido constatar SATSE, hoy se ha filtrado la posible fecha de examen del proceso selectivo de Enfermería de Castilla y León de 2016, cuando este dato sólo lo conoce el Tribunal de la oposición, presidido por el gerente de Salud de las Áreas de León y el Bierzo, Francisco Pérez Abruña, una circunstancia muy grave porque supone una vulneración de la limpieza de un proceso convocado por una Administración pública y porque el Tribunal es el garante de la misma.

SATSE ha pedido explicaciones a Sacyl sobre todas estas circunstancias que empañan la limpieza del proceso selectivo, ya que forma parte del Tribunal como organización sindical y como tal, su obligación y responsabilidad es denunciar cualquier irregularidad. SATSE ha sido nombrado para garantizar la legalidad y transparencia de todo el proceso.

Además, esta circunstancia se suma al hecho de que anteriormente se filtrara la fecha de publicación de los listados provisionales de admitidos y excluidos en estas oposiciones y algunas academias tuvieron conocimiento de ello antes de que fueran publicados oficialmente, otro hecho criticado por SATSE Castilla y León.

Por este motivo, SATSE exige a Francisco Pérez Abruña, como máximo responsable del proceso al ser el presidente del Tribunal de las oposiciones, que garantice la limpieza del mismo y la máxima transparencia porque lo contrario supone sembrar incertidumbre entre los profesionales enfermeros que concurren a este proceso y la sombra de sospechas de irregularidades que en nada benefician ni a los opositores ni al proceso selectivo.

SATSE Castilla y León no va a tolerar que se siga jugando con el interés y la preocupación de los opositores de Enfermería después de las circunstancias que han tenido que vivir con otros procesos, como el convocado en 2015 y suspendido por el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León. La Administración sanitaria, convocante del proceso, debe velar porque no se produzcan irregularidades en el mismo o que haya sectores o partes que dispongan de información privilegiada y la difundan antes de que esa información se haga pública oficialmente.