Lunes, 11 de diciembre de 2017

Algunas anécdotas curiosas para sonreír

Hoy hemos decidido compartir, a modo de balance, alguna de las anécdotas más graciosas que nos acompañan en nuestros ya casi tres años de trayectoria como Unpuntocurioso. Porque cosas malas también ha habido, esta claro, pero ¿quién se acuerda?

Por ejemplo, aquella mañana de cuentacuentos en la que nos dimos cuenta de que se nos había olvidado el libro de “El reino de papel” de Maria de la Luz Uribe, y no nos sabíamos el cuento. Asi que respiramos hondo y, sabiendo que eso es algo que nunca se debe hacer nos aventuramos a inventarlo. Fue así como veinte niños de primaria disfrutaron con la historia “de un rey… de papel que vivía en un reino… de papel donde todo era… de papel y la lluvia que llovía… de papel y el buey que por allí pasaba …. de papel”, mientras Soraya y yo éramos prácticamente incapaces de contener la risa. Aquí tenéis el cuento completo para que disfrutéis con la historia.

También recuerdo a la perfección  un 28 de diciembre que decidimos realizar una inocentada grupal y subimos una foto en Facebook de nuestro coche nuevo. Pues no nos reímos ni nada con los comentarios que nos felicitaban por lo original del diseño…

Antes, el mismo día de Nochebuena, nos empeñamos en grabar un video cuento casero par aun concurso de cocina que pedía historias animadas con frutas. Se nos acababa el plazo asi que antes de la cena familiar, con una piña, una naranja, una pera, una granada y un cuchillo de tamaño estratosférico grabamos y grabamos hasta que conseguimos una versión que, sabíamos que no iba a ganar, pero estaba hecha con mucha ilusión y mucha gracias. Aquí tenéis, en primicia, la historia de la Macedonia.

https://youtu.be/hd-poxf3DXw

Otro día íbamos a contar a un colegio de Valladolid y el GPS nos llevó a un polígono de Pajaritos. Nos reímos. También nos reímos cuando aprovechamos la participación en el Foro de la Cultura de Burgos y decidimos conducir cinco horas más hasta encontrar la Selva de Irati. Y no la encontrábamos. Nos salió un ciervo en la carretera, condujimos hasta el pico de una montaña y encontramos una cueva, pero nos pasamos un día entero buscando la selva. En Arenas de San Pedro, nuestro primer Encuentro en el Bosque, nos escapábamos para comer bocadillos porque era nuestro primer año como autónomas y no teníamos fondos para ir de restaurante. Estrechábamos la mano de autores y teníamos que mirar en Internet quiénes eran, completamente emocionadas de estar en contacto con tantos y tan cerca…

El buen humor y la risa han sido y serán una constante en nuestro trabajo. Y queremos contagiarlo, curiosos, porque se vive mejor a través de una sonrisa. . Como decía Charles Chaplin “la vida es una obra que no permite ensayos. Canta, ríe, baila, llora, vive intensamente antes de que el telón baje.”

Feliz Domingo J

Rebeca Martín