Sábado, 16 de diciembre de 2017

Ganemos critica que la aprobación de los Planes Provinciales tiene “tintes propagandísticos”

Considera que debería haberse incrementado el importe de la subvención mínima por municipio hasta llegar al menos a 30.000 euros

El diputado de Ganemos, Gabriel de la Mora

El diputado de Ganemos, Gabriel de la Mora, critica que la presentación de la aprobación definitiva para este año de los Planes Provinciales de la Diputación de Salamanca -celebrada hoy- “tiene tintes claramente propagandísticos del equipo de Gobierno, cuando la actuación del mismo es prácticamente irrelevante, al no tratarse más que de una convocatoria abierta, cuyos criterios de reparto son meramente poblaciones y que deben ser criticados”.

De este modo, recuerda que “nuestro grupo presentó numerosas enmiendas a la convocatoria de Planes Provinciales. En primer lugar, consideramos que los recursos deberían haberse aumentado, mediante el incremento de la dotación presupuestaria destinada al Plan en 1,33 millones mediante la renuncia a la amortización anticipada de la deuda, habida cuentas de los bajos intereses existentes en el mercado que posibilitarían esta acción de gobierno”.

En segundo lugar, según recoge en un comunicado, asegura que “entendemos que debería haberse incrementado el importe de la subvención mínima por municipio hasta llegar al menos a 30.000 euros y que no deberían subvencionarse actuaciones no encaminadas a cubrir los servicios mínimos cuando éstos no se encuentren todavía garantizados. Nos encontramos con propuestas de algunos municipios, algunos muy pequeños, para construir pistas de padel, por ejemplo”.

Además, Gabriel de la Mora indica que es necesario cambiar los criterios de reparto, siendo el principal la carencia de infraestructuras de servicios mínimos obligatorios detectada a través de la Encuesta de Infraestructura o de otras herramientas objetivas de detección de necesidades locales. “Si bien se cita genéricamente tal criterio en la base 6ª.I.2, no se toma en consideración en la práctica (Anexo 0). Su peso no debería ser inferior al 50%. Un segundo criterio podría ser el poblacional y de dispersión, favoreciendo a los municipios de menor población. Un tercer criterio podría ser la capacidad económica del municipio, valorada a través de su liquidación anual de ingresos ordinarios, si bien tomando en consideración de forma negativa el menor esfuerzo fiscal exigido a sus vecinos”.

Para el diputado de Ganemos “deberían haberse integrado las distintas líneas de subvención dirigidas a municipios en los Planes Provinciales, no realizando distintas convocatorias que duplican los costes administrativos”. Finalmente, “entendemos que debería haberse eliminado la distinción entre municipios de más de 1.000 habitantes y aquellos que no los superan y que la Diputación debería financiar los costes de elaboración de los proyectos de ejecución y adaptación de la aportación municipal”, concluye el comunicado.