Lunes, 11 de diciembre de 2017
Las Arribes al día

El turismo se coloca como motor de la economía en Las Arribes

ALDEADÁVILA DE LA RIBERA | Los paseos en barco han convertido a este municipio en referencia del sector turístico en este espacio protegido

Los paseos fluciales por el Duero son el principal recurso turístico del parque natural Arribes | CORRL
Si hay algún municipio representativo del Parque Natural Arribes del Duero, este es sin ningún género de dudas Aldeadávila dela Ribera, no en vano ha sido considerada la capital de la histórica comarca de La Ribera, un apelativo que no es gratuito, pues siempre fue el municipio de mayor entidad de los que se sitúa en el valle del Duero.
 
Abanderada en la apuesta por el sector turístico, en Aldeadávila de la Ribera se encuentra el mayor recurso turístico del Parque Natural Arribes junto con el Pozo de los Humos en las localidades de Pereña y Masueco, y los paseos fluviales de Vilvestre. De iniciativa privada tras que el Ayuntamiento decidiese construir un muelle de amarre en la playa del Rostro, miles de personas han disfrutado de los paseos fluviales que ofrece el Corazón de las Arribes por esta zona del Duero.
A la sombra de este importante recurso han ido surgiendo nuevas iniciativas privadas, especialmente ligadas al alojamiento y la hostelería, y a ello ha acompañado la actitud del Ayuntamiento, siempre en una apuesta firme por este sector.
 

Uno de los ejemplos recientes de esto último es el parque de ocio del Rocoso, dotado de un embalse que un día sirvió para abastecer a la población, ha sido adaptado para realizar actividades relacionadas con el agua. Se trata de un espacio de recreo extraordinario y sobre el que el Ayuntamiento “tenemos puestas muchas ilusiones porque se convierta en un atractivo para el público”, señala el alcalde de la localidad, Santiago Hernández.

Entre sus atractivos se encuentran el uso de piraguas, zonas para practicar la pesca de la tenca y black bass, pista de BMX, zona de baño libre, además del rocódromo instalado sobre el dique de la presa.

La XI Marcha de Senderismo se celebrará el 21 de mayo

Una vez recompuestos los aspectos organizativos tras que fuera suspendía por las constantes lluvias del mes de abril, la XI Marcha de Senderismo se celebrará finalmente el próximo 21 de mayo.

Como ya sucediera en anteriores ediciones, los participantes dispondrán de dos rutas alternativas, una de recorrido corto entre el pueblo de Aldeadávila y el paraje de La Jara, y otra que discurrirá hasta Santa Marina. Una vez en el Salto, el Ayuntamiento pondrá un autobús para recoger a los senderistas que lo deseen y llevarlos hasta el Llano de la Bodega, donde tendrá lugar la comida, aunque los más valientes podrán subir por el zig-zag, y terminar en el merendero. Aquí  se repartirá una paella y después estará la habitual fiesta, “si el tiempo no lo impide”.

En cualquiera de los recorridos se podrá observar uno de los paisajes más agrestes que encierra el Parque Natural Arribes del Duero, con el cañón del Duero presidiendo la ruta y el agua de los arroyos espejeando sobre lastras y resbalinas. 

El precio de inscripción, que se podrá formalizar en la oficina de turismo, es de 7 euros, dos euros menos para jubilados y niños. Para más información, llamar al teléfono 923 505 903.