Viernes, 15 de diciembre de 2017
Ciudad Rodrigo al día

Un golazo de Alberto y una mano salvadora de Manu dejan al Ciudad Rodrigo soñando con todo

Si los mirobrigenses ganan al Cristo Atlético seguirán en 3ª, mientras que si empatan quedarían en el puesto que implicará casi seguro descenso por arrastre

Esta vez sí. Por la mínima, y pidiendo la hora, pero el Ciudad Rodrigo consiguió en la tarde dominical frente al Becerril la victoria que necesitaba para llegar al último día dependiendo de sí mismo en el sueño de poder continuar una temporada más en 3ª División (dice la historia que en las tres anteriores estancias de los mirobrigenses en 3ª nunca han bajado tras la primera temporada).

Para poder llegar al último capítulo (próximo domingo, 18.00 horas, frente al Cristo Atlético) con su futuro en sus propias botas fueron claves en la tarde del domingo especialmente dos jugadores: Alberto, que en correspondencia con su partidazo marcó un golazo que bien pudieron haber sido tres si el portero del Becerril no le hubiera cogido la dinámica, y Manu, que tuvo una mano salvadora para despejar sobre la línea de gol un balón que iba dentro en la fase del partido en que el Becerril, sin nada en juego, se fue a ganar y encerró al Ciudad Rodrigo.

Quizás una de las peculiaridades del partido fue esa, que tuvo demasiadas fases, prácticamente las mismas que las veces que tuvieron que abrir el paraguas los numerosos espectadores congregados en el Francisco Mateos, hasta llegar el pitido final bajo un diluvio universal. No deja de ser una metáfora: el cielo se abrió para descargar y el Ciudad Rodrigo lo aprovechó para plantarse a las puertas de la gloria.

[Y AHORA QUÉ]

La victoria del Ciudad Rodrigo tiene una consecuencia inmediata: el descenso matemático a Regional del Santa Marta de Tormes, que no ha podido asentarse en 3ª como era su deseo y casi su ‘obligación’ (recordemos que para el Ciudad Rodrigo el ascenso a 3ª fue un ‘regalo’ mientras que para el Santa Marta era su único objetivo).

Los tormesinos ganaron en la tarde dominical a un Atlético Tordesillas que no se jugaba nada por 0-3 pero la victoria del Ciudad Rodrigo les condena a Regional. Curiosamente, el Santa Marta se suma al ‘domingo horribilis’ de los equipos que visten de rojo y blanco: el Atleti ha dicho adiós a la Liga y el Ajax ha perdido la Eredivisie en la última jornada de forma sorprendente al empatar en casa del penúltimo.

Con el Santa Marta fuera de juego, quedan tres actores en la lucha por el descenso: Cristo Atlético, Ciudad Rodrigo y Mirandés B, con la certeza de que el Cristo Atlético no descenderá en ningún caso de forma directa. Estos son los escenarios para el Ciudad Rodrigo en la última jornada, que no pueden ser más simples:

> El Ciudad Rodrigo se salvará del descenso de forma completa (quedando 5º por la cola):

-Si gana al Cristo Atlético

> El Ciudad Rodrigo librará el descenso directo (quedando 4º por la cola):

-Si empata frente al Cristo Atlético

-Si pierde frente al Cristo Atlético y el Mirandés B no gana al Burgos Promesas

En este escenario, el Ciudad Rodrigo caería casi con total seguridad por arrastre salvo que, en 2ªB: el Atlético Astorga gane en la última jornada, el Sporting B no gane, y el Cacereño pierda, y después, en la promoción de descenso a 3ª (que se jugará en las semanas posteriores), el Atlético Astorga se libre de la quema.

En caso de que el Atlético Astorga acabe descendiendo a 3ª (bien por la vía directa en la última jornada de 2ªB o en la promoción), habrá que ver qué ocurre con los equipos que lucharán por ascender en el playoff de 3ª a 2ªB: con que suba 1, el equipo que quede 4º por la cola seguiría también en 3ª. Respecto a este playoff, habría 5 posibilidades de salvación, ya que el primero, el Zamora CF, tendrá dos oportunidades para ascender.

> El Ciudad Rodrigo descenderá de forma directa (sin posibilidad de salvarse posteriormente):

-Si pierde y gana el Mirandés B

En este caso, empatarían a puntos Ciudad Rodrigo y Mirandés B, que tienen igualado el goal-average particular, por lo que hay que recurrir al general. Como el Ciudad Rodrigo ganó al Becerril sólo por la mínima, el goal-average general entre ambos queda igualado, y con este escenario en la jornada final, ese goal-average sería siempre favorable al Mirandés B.


[LA FICHA | CIUDAD RODRIGO CF 1 – BECERRIL 0]

3ª División (Grupo VIII) | J37 (Penúltima) | Municipal Francisco Mateos |

Ciudad Rodrigo CF 1: Manu, Saúl, Rober, Risueño, Exkuy, Esteban (4’ > Víctor), Maza (89’ > Pelu), Santi, Alberto, Caramelo (82’ > Pando) e Iñaki

Becerril 0: Rubén, Ricardo, Cardeñoso, Remus, Daniel, Calleja (59’ > David), Álvaro, Sergio, Jaime (59’ > Jorge), Melero y Bello (53’ > Corcuera)

Gol: 1-0 Alberto (49’)


[ASÍ FUE EL PARTIDO]

En un duelo totalmente desigual entre un equipo que se lo jugaba todo y otro que no se jugaba nada, con todo lo que ello supone, el Ciudad Rodrigo intentó iniciar el partido aprovechando el halo de positividad y buenos resultados que había pasado por el césped de la mano de los jugadores de la cantera mirobrigense que han conseguido cosas importantes: el cadete –campeón de su liga y ascenso a 1ª Provincial-, el infantil –luchará por el ascenso a Regional- y el benjamín –subcampeón de los Juegos Escolares-.

Con el objetivo claro, el Ciudad Rodrigo salió animado al partido, aunque curiosamente el primer portero que tocó el balón fue Manu, en un centro desde la izquierda que atrapó en dos tiempos producto de las malas condiciones del área donde estuvo en el primer tiempo (había agua y barro).

Acto seguido, el Ciudad Rodrigo tuvo la primera ocasión del variado ramillete del que gozó en la primera parte (parece mentira que el Becerril sea el equipo más goleado de la categoría), con un centro de Alberto desde la derecha hacia el 2º palo, donde Caramelo no le pudo dar bien, marchándose el balón fuera. En el 4’, el Ciudad Rodrigo tuvo un inconveniente inesperado: Esteban se lesionó a la hora de ir a por un balón a la zona del banquillo mirobrigense, entrando en su lugar Víctor, que reaparecía tras su lesión.

El carrusel de ocasiones del Ciudad Rodrigo en el primer tiempo fue continuo, comenzando con una carrera de Caramelo por la izquierda que acabó en córner (8’), una falta botada por Caramelo al borde del área que derivó en un córner que no fue rematado a puerta por nadie en el 2º palo (17’), y una volea de Saúl que se marchó por poco al lado de la escuadra izquierda (18’).

El Becerril, que había tenido una llegada peligrosa que Rober mandó a córner, hizo un descanso en el agobio local con otro centro raso peligroso desde la izquierda que Manu atrapó bien antes de que entrase otro jugador rival, y con un centro-chut desde la izquierda que se fue al lado del palo derecho.

A continuación, llegó otra serie de grandes ocasiones, en las cuales el Ciudad Rodrigo ya empezó a tirar entre los 3 palos: Caramelo la mandó alta tras recibir un balón desde atrás y quedarse frente al portero (26’); Maza no pudo definir frente al portero tras el pase de Iñaki (32’); Iñaki se topó con el portero tras mandarle el balón Caramelo (33’); Caramelo hizo otra intentona más forzada tras pase de Alberto que atrapó el guardameta (36’); y Víctor no pudo rematar en el área pequeña ante la oposición de un defensa un centro de Alberto (38’).

Parecía que el gol mirobrigense, por probabilidad, era cuestión de segundos, pero lo que casi llegó en ese momento fue un gol del Becerril, cuya única baza eran balones en largo y a correr. En una de estas, hubo un centro desde la izquierda que no remató de milagro un compañero según entraba.

La última oportunidad del Ciudad Rodrigo en el primer tiempo fue en el 39’, con un balón desde atrás de Víctor para Caramelo, quién se entretuvo un poco y sacó un balón bombeado que el portero salvó sobre la línea. Los compases finales del primer tiempo fueron para el Becerril, que agobió un poco al Ciudad Rodrigo.

Los mirobrigenses podían ir acumulando ansiedad al ver que no llegaba al gol, pero seguían confiando en que era cuestión de tiempo, por lo que volvieron a salir animados al segundo tiempo (incluso con bromas antes de que se volviera a poner el balón en juego), siendo la primera gran ocasión un remate de cabeza de Risueño a un saque de córner de Caramelo desde la izquierda que se fue por muy poco al lado de la escuadra derecha.

El ansiado gol llegó por fin en el 49’, de la mano de Alberto, que se movió bien en la frontal del área, y sacó un disparo ajustadísimo al palo izquierdo que fue imposible de detener para el portero. En los minutos siguientes, el Ciudad Rodrigo siguió teniendo la batuta, con algunas llegadas más aisladas, pero el Becerril quería aprovechar su viaje más largo de la temporada (según ellos explicaban en la web), por lo que a partir del 60’ pasó a tener el control, encerrando al Ciudad Rodrigo.

Tras un par de córners que Manu despejó de puños con alguna dificultad, llegaron las dos grandes oportunidades del Becerril. La primera fue en el 62’, cuando Manu puso una mano salvadora sobre la línea para evitar que entrara un gol cantado tras un remate de cerca. La segunda tuvo lugar en el 70’, cuando Manu cortó en el primer palo un pase de la muerte que tenía muy mala pinta para el Ciudad Rodrigo.

Poco a poco, los mirobrigenses se fueron adaptando a las ganas de su rival, y consiguieron sacar el juego de su área, intentando buscar un segundo gol con el que cerrar el partido. A partir de ese momento, el Ciudad Rodrigo estuvo algo más cómodo, aproximándose varias veces al área rival, con un Alberto en plan estelar.

En este tramo se pueden reseñar un balón de Alberto desde la derecha que tras tocar un defensa recayó en Maza, que no pudo sacar un tiro claro; un disparo de Alberto desde más allá del área que se fue por poquísimo al lado del palo derecho; un balón colgado desde atrás que golpeó Alberto obligando al portero a despejar apurado el balón por alto; otro centro de Alberto desde la derecha al que Maza no llegó por milímetros; un centro de Santi para Maza que se marchó fuera; y otro disparo lejano de Alberto que el portero envió muy bien a córner.

Justo antes de esta última acción, el Becerril se quedó con uno menos al ver uno de sus jugadores la segunda amarilla. Entrando en el tiempo de descuento, comenzó a diluviar, con lo cual el final fue algo ‘complicado’. En esos instantes, el Ciudad Rodrigo tuvo que salvar un último balón centrado por el Becerril, mientras que la última intentona arriba del Ciudad Rodrigo fue un balón de Iñaki al que Pando no llegó por poco.

Tras sufrir hasta el pitido final, el Ciudad Rodrigo pudo levantar los brazos para despedirse de su afición con una victoria y dejar la salvación en sus propias botas.


[ZONA MIXTA]

En palabras del director deportivo del Ciudad Rodrigo, Aris Marcos, ha sido una victoria “muy importante que como habíamos dicho en la previa iba a costar muchísimo”. Así, “tuvimos muchas oportunidades para marcar pero no ha querido entrar, e incluso hemos tenido que contener la respiración con la mano que ha sacado Manu”. Aris Marcos dio la enhorabuena al Becerril por su partido, esperando que “suba lo antes posible”.

El director deportivo cree que teniendo en cuenta “lo difícil que es organizar los entrenamientos con estudios y trabajos, los jugadores se merecen salvar al equipo: cuantas más adversidades más huevos le echan”. Aris Marcos indica que se alegra “infinitamente por Alberto; no falta nunca a ningún entrenamiento, trabaja como el que más y estaba en deuda con el gol: se lo merece, nos ha dado ‘el pase a la final’”.

De cara a ese último duelo, Aris Marcos anima a acudir “a toda la gente, a ver si podemos sacar un autobús, porque es un momento histórico”, considerando “una faena” el arrastre por culpa del descenso del Atlético Astorga.


[NEXT]

El Ciudad Rodrigo jugará su último partido de la temporada (en jornada unificada) el domingo 15 a las 18.00 horas en el Estadio Nuevo Balastera de Palencia frente al Cristo Atlético. Hay que apuntar que los mirobrigenses ya jugaron esta temporada en ese estadio, frente al Palencia Balompié, sacando un meritorio empate a 0.