Miércoles, 13 de diciembre de 2017

El agua potable, el progreso en Candelario

Antiguamente en Salamanca, al igual que otras ciudades, y especialmente en los pueblos tenían que abastecerse de fuentes y pozos donde en cántaros, se llevaba el agua para las necesidades del hogar; las fotos adjuntas datan de 1932 y corresponden a las obras de la instalación en el pueblo serrano

Sin lugar a dudas todos sabemos que el agua es la esencia de la vida. El agua potable y el saneamiento son indispensables para la vida y la salud, sin embargo quedan aún millones de personas que carecen de acceso a fuentes de agua potable.

Antiguamente en Salamanca, al igual que otras ciudades, y especialmente en los pueblos no disponían de agua corriente teniéndose que abastecer de fuentes y pozos donde en cántaros, se llevaba el agua para las necesidades del hogar.

Hoy día ya se dispone prácticamente en todo el medio rural de un servicio de alcantarillado y agua potable, dejando atrás el sufrimiento que conllevaba el tener que hacer ese duro trabajo.

Las foto adjuntas datan de 1932 y corresponden a las obras de la instalación en el pueblo de Candelario del agua corriente y alcantarillado.

FOTOGRAFÍAS

  • PRIMERA. Obras de agua y alcantarillado en 1932. Calle de Enrique Fraile a la altura del Cascajal y la calle Fría (ahora hermanos Vallejera)
  • SEGUNDA.Obras en Candelario, para la instalación del agua corriente, en la calle Enrique Fraile a la altura del Cascajal y la calle del Matute (1932).

FUENTE. Candelario No sabías que. Del baúl de Eduardo Gómez Sánchez.

Esperanza Vicente Macías