Miércoles, 13 de diciembre de 2017

El PCE reivindica una mejor salud laboral para evitar la alta siniestralidad

El 1º de Mayo pedirán seguridad en el empleo y mejores condiciones en los contratos

El Partido Comunista (PCE) y la Juventud Comunista (UJCE) convocaron este jueves una rueda de prensa en la que se hizo un llamamiento a la movilización en el 1º de Mayo. Además, Javier Laso, miembro del partido, habló también sobre la seguridad y la salud laboral, problemática que se conmemora este mismo día 28.

En este sentido Laso explicó que “estamos en una etapa en el que la sociedad tiene unas condiciones laborales, sociales y políticas en las que se favorece la explotación. En este sentido la provincia de Salamanca no es ni mucho menos ajena a estas circunstancias. Los nuevos contratos realizados muestran la precariedad de los mismos siendo en un 90,76 por ciento los contratos temporales frente a los 9,24 por ciento los indefinidos, contratos que en su mayoría están siendo inferiores a los 15 días”.

De las 30.539 personas que están en Salamanca en desempleo, según datos del mes de marzo, solo 13.776 de ellas cobran algún tipo de prestación, frente a las 16.763 que no cobran nada, un 55 por ciento del total, siendo la prestación media de unos 750 euros, una cifra que con dificultad puede cubrir las necesidades de una familia en un mes.

El Partido Comunista considera que las políticas de empleo que existen actualmente a través de los servicios públicos de empleo son casi nulas. Este aspecto y otros muchos serán reivindicados en la movilización que se realizará el 1º de Mayo, Día del Trabajo, en el que la lucha de los trabajadores sobre sus condiciones laborales volverá a ser la principal petición a los empresarios. Desde el PCE expresarán la solidaridad con los trabajadores de la provincia salmantina, una lucha en la que se pedirá cumplir con los derechos de los mismos y la clase obrera deje de ser agredida de forma constante.

Javier Laso destacó también que desde que se aprobó la reforma laboral los accidentes en el trabajo se han incrementado en Salamanca y en su provincia. En dos años se han pasado de los 2.563 en 2013 a los 2.828 en 2015 lo que supone un aumento del 10 por ciento. En 2015 hubo cinco accidentes laborales en Salamanca, misma cifra en lo que llevamos en 2016. A nivel estatal fueron 600 accidentes mortales los ocurridos en 2015. Y otro dato a tener en cuenta es que en los dos últimos años se han pasado de un 10 a un 28 por ciento los contratos realizados en el sector industrial son inferiores a una semana y la siniestralidad laboral creció un 45 por ciento en 2015.

“Algo hay que cambiar ya que yo a esto lo llamo terrorismo laboral. La alta rotación de contratos de tan corta duración impide informar y formar a los trabajadores en prevención de riesgos laborales y al final suceden todo tipo de accidentes”, finalizó.

Foto: Alejandro López