Lunes, 11 de diciembre de 2017
Ciudad Rodrigo al día

El Botón Charro celebra su fiesta anual ‘incluyendo’ un bautizo y un homenaje a Nano Marta

CIUDAD RODRIGO  | También se recordó a Gadina, la mujer de Nano Marta, fallecida hace tres años y medio

Como cada 23 de abril, la Asociación El Botón Charro de Miróbriga está celebrando durante este sábado su festividad anual, que tiene como motivación principal recordar la figura del ilustre musicólogo y etnógrafo mirobrigense Dámaso Ledesma. Este año, la celebración ha tenido varios componentes especiales añadidos.

La celebración empezó como es habitual en la Iglesia de Cerralbo, con una eucaristía oficiada por el Párroco de El Sagrario, Ángel Martín Carballo. La ‘novedad’ de esta cita religiosa es que ‘incluyó’ un bautizo, de un niño que es nieto de una integrante de la Asociación.

Precisamente, este pequeño también formó parte de la gran foto de familia realizada al concluir la Eucaristía en las escaleras del altar, en la que estuvieron los miembros de El Botón Charro, el párroco Ángel Martín Carballo, y varios integrantes de la Corporación Municipal: Carlos Fernández Chanca, Begoña Moro, Beatriz Jorge Carpio -que habían estado en la Eucaristía- y Joaquín Pellicer (además de José Manuel Jerez como miembro de El Botón Charro).

Antes de esa foto de familia, hubo un recuerdo para Gadina, la mujer de Nano Marta fallecida hace tres años y medio. En ese momento, El Botón Charro interpretó una canción en torno a la Virgen de la Peña de Francia.

Nano Marta y su familia fueron también protagonistas en los actos posteriores, comenzando por el pasacalles (al que se sumó el teniente de alcalde, Domingo Benito) desde la Iglesia de Cerralbo hasta la Plazuela Dámaso Ledesma (donde se unieron el alcalde Juan Tomás Muñoz y Alejandra Méndez). Todos los participantes en el pasacalles –abierto por el tamborilero Juan José Sánchez- portaron una flor que depositaron a los pies del busto de Dámaso Ledesma en la citada Plazuela.

A continuación, El Botón Charro realizó una exhibición de baile, que llamó la atención a todas las personas (muchas de ellas turistas) que pasaron por allí durante ese tramo. Estas personas tuvieron la oportunidad de degustar los mantecados, perronillas y vino dulce repartidos por la Asociación de forma gratuita.

Finalizado el acto callejero, los miembros de El Botón Charro se dirigieron al Restaurante El Mirador, para disfrutar de una comida conjunta, en la que también hubo tiempo para el homenaje a Nano Marta, que recibió una placa.