Viernes, 15 de diciembre de 2017

Ellas: de ayer, hoy y siempre

 En torno al libro ‘Ellas también cuentan’, donde 21 autores escriben sobe otras tantas mujeres bíblicas. ‘Rut: extranjería y solidaridad’ es el ensayo de Jacqueline Alencar

Ya no hay judío ni griego no hay esclavo ni libre;

no hay varón ni mujer, porque todos vosotros

sois uno en Cristo Jesús…  (Gálatas, 3:28)

 

El célebre filosofo católico francés Emmanuel Mounier sostenía que la “mujer era el proletariado del siglo XX”, y no le faltaba razón. A lo largo de la historia de la humanidad, las mujeres han librado una larga y difícil batalla para ir conquistando su legítimo espacio en una sociedad signada por la primacía de un género – el masculino -  sobre el otro, el femenino.

Ante esta situación de injusta y permanente discriminación hacia la mujer, 21 de ellas, corajudas cristianas, han blandido la pluma para al unísono escribir un libro: Ellas también cuentan (Valencia, 2016, pp. 254), que es a la vez homenaje y denuncia. Homenaje a un conjunto de mujeres pioneras que, desde los lejanos tiempos bíblicos, ahora cercanos en virtud de esta singular y oportuna obra, han, a su manera, dejado su impronta en la historia del avance mujeril. Denuncia es también el libro que comentamos, tal como lo expresa en el prólogo Eduardo Delás, editor del volumen: “Mujeres que carecen de libertad, que son denigradas, maltratadas, esclavizadas y utilizadas como objeto de trata y tráfico”.

21 de mujeres del siglo XXI traen del pasado al presente, en enfoque retroprogresivo, a un grupo de mujeres que no pierden vigencia ni actualidad. Entre ellas destacan por razones y circunstancias diferentes: Agar, esclava y extranjera convertida en conveniente “vientre de alquiler”; Sara la sumisa e infértil que se reivindicó luego frente a ella misma y su marido; Lea, la de los ojos delicados fiel esposa que no merecía el desprecio de su marido; Rahab, una de las más bellas prostitutas de la época que encontró en el Señor el camino de la salvación; Débora, la profetisa y jueza del pueblo de Dios; Ruth, la moabita migrante tenaz y decidida que fue y volvió confiada en su fe; Ana, la madre de Samuel,  quien afligida por su infertilidad  encontró en la oración y en la fe en el Dios de Israel la respuesta a sus penurias y desalientos;  Abigail, inteligente y de hermosa apariencia casada con un hombre sin modales, quien en tiempos de rivalidades se armó de coraje y eligió ser protagonista y sacudirse el yugo marital; María, la madre de Jesús no podía estar ausente de este ejemplar equipo de mujeres, la escogida por Dios para llevar en su vientre al Redentor, así como la vilipendiada María Magdalena o Marta, la hermana de Lázaro, que no dudó en recurrir con toda la fe del caso a Jesús para la curación de su querido hermano. Otras valientes mujeres, con nombre propio o sin él, son reseñadas en este singular libro: las hay de los Proverbios, parteras, concubinas, encorvadas y las apedreadas adúlteras.

Libro noble concebido para con los ingresos derivados de su venta apoyar un noble propósito: contribuir a la financiación de “Esclavitud XXI”, organización de signo cristiano que trabaja contra la trata y el tráfico de mujeres.

Enrique Viloria Vera

 

PS: Las 21 escritoras evangélicas de este libro son: Lidia Rodríguez, Ester Aguilarte, Esther Martínez, María Rosa Medel, Carmen Sánchez, Sara Marcos, Lola Sánchez, Jacqueline Alencar, Silvia Villares, Carmen Arenas, Ester Martínez Vera, Sussi Mefford, Estela Maris Merlo, Beatriz Garrido, Elisa Herreros, Joana Ortega, Rosa Madrigal, Ruth Giordano, Asun Quintana, Valeria Esteban e Isabel Mª Sánchez.