Viernes, 15 de diciembre de 2017

Victoria dulce del Ciudad Rodrigo en Soria con gol de Caramelo (0-1)

Después de un mes sin ganar, los mirobrigenses lo lograron ante el filial del Numancia y se sitúan en el 16º puesto, a tres puntos del descenso

Importante victoria del Ciudad Rodrigo ante el filial del Numancia

Un gol de Caramelo en la primera mitad le ha servido al Ciudad Rodrigo CF para imponerse, en Soria, al filial del Numancia. Con esta victoria, después de un mes sin ganar, los mirobrigenses se sitúan en el 16º puesto, con 32 puntos, a tres del descenso, que marca el Cristo Atlético, que este sábado perdía 1-0 en el campo de La Virgen del Camino.

Con un partido menos y 28 puntos está la UD Santa Marta, que este domingo recibe al Sporting Uxama, que es 15º y ya está muy lejos, con 38 puntos. Después quedarán cinco jornadas para el final de esta campaña. En la próxima, el equipo de Aris Marcos se enfrentará, en el Francisco Mateos, al líder destacado de este grupo VIII de Tercera División, el Zamora CF, que entrena el salmantino Baltasar Sánchez.

LA FICHA | NUMANCIA B 0 - CIUDAD RODRIGO CF 1]

3ª División (Gr. VIII) | J33 | Campo 1 de la Ciudad Deportiva Francisco Rubio (Soria)

  • Numancia B 0: Vallejo, Yerai (66’ > Perero), Madrigal, Marrero, Duro, Alberto, Cascante, Roberto, Encinar (46’ > Javier), Eddipo (61’ > Mohamed) y Pablo
  • Ciudad Rodrigo CF 1: Manu, Saúl, Rober, Risueño, Exkuy, Maza, Alberto, Caramelo (85’ > Pando), Santi (86’ > Pelu), Adolfo (78’ > Gabri) e Iñaki

Gol: 0-1 Caramelo (1’)

LA CRÓNICA

Aunque parezca mentira, hay derrotas que duelen menos tras la jornada siguiente. Es lo que le ha pasado al Ciudad Rodrigo, que ahora puede ver la dolorosa derrota de la pasada semana frente al Mirandés B con otra perspectiva, después de dar un golpe encima de la mesa llevándose el triunfo en la tarde sabatina en la cancha del Numancia B.

En este caso, lo importante no es sólo haber conseguido tres puntos vitales en tierras sorianas, sino confirmar que en la tarde frente al Mirandés B se juntaron los astros en contra para dotar de varias raciones de mala suerte al Ciudad Rodrigo. O lo que es lo mismo, que la buena dinámica de los mirobrigenses en el último mes y medio no ha desaparecido, sino que está todavía plenamente vigente.

Pese a esa buena dinámica y a que el Numancia B ‘ya no se juega nada’ en este final liguero, el triunfo del Ciudad Rodrigo hay que calificarlo también de ciertamente inesperado, porque los mirobrigenses llevaban la friolera de casi cinco meses (desde el 15 de noviembre, cuando asaltaron la casa del Mirandés B en el descuento) sin ganar como visitantes.

Lo han vuelto a hacer, curiosamente, en la otra tierra de la 3ª de Castilla y León cuyo primer equipo está asociado a grandes gestas en la Copa del Rey. Si el Mirandés ha protagonizado la gran gesta de los modestos de la actual década, el Numancia fue protagonista de una inolvidable aventura a mediados de los 90.

Precisamente, en este 2016 se han cumplido 20 años de aquel viaje copero en el que el Numancia (en la época en la que estaba en 2ªB) acabó midiéndose al Barcelona en los últimos meses del recientemente fallecido Johann Cruyff como técnico blaugrana, llegando a cosechar los sorianos un memorable empate en el antiguo Estadio de Los Pajaritos.

En aquel momento el Numancia fue un extraño en el paraíso, como decía el fallecido Manolo Tena en su canción Frío, ese elemento meteorológico que siempre ha caracterizado los partidos en Soria (aunque ahora le han puesto calefacción al Nuevo Estadio de Los Pajaritos). Aunque estamos en primavera, el encuentro de la tarde sabatina fue ciertamente fresco, pero el Ciudad Rodrigo demostró que está muy vivo para seguir siendo también el año que vive un extraño en el paraíso, en este caso de 3ª.

Curiosidades de la vida, aquel partido Numancia-Barcelona del año 96 comenzó con un gol de los locales en el primer minuto (luego habría tres más, hasta un 2-2), que fue como el Ciudad Rodrigo acabó por llevarse la victoria de Soria, de la mano de Caramelo, que vuelve a la senda goleadora una vez ya reestablecido de la lesión que le ha tenido tres meses en el dique seco.

Ese gol llegó cuando ni siquiera estaban plantadas todavía las cartas sobre el campo, que para el Ciudad Rodrigo eran notablemente diferentes, ya que tenía ausentes por sanción a Marcial, referencia permanente en la zona de arriba; a Esteban, muy activo en los partidos que lleva jugados tras su lesión; y a Víctor, que se lesionó en el duelo de la semana pasada.

Como era esperable, con el marcador a favor, al Ciudad Rodrigo le tocó la numantina tarea de defender y defender, lo que consiguió, destacando la labor del portero mirobrigense Manu, que salvó varias opciones locales.

Cuando se estaba en el tramo final del ‘sufrimiento’, el Ciudad Rodrigo tuvo otra buena noticia, la reaparición de Pando, que llevaba en el dique seco por lesión desde finales de 2015. En tierras sorianas apenas jugó unos minutos, pero nunca vienen mal unas piernas frescas para el final de una temporada tan larga.

La semana que viene el Ciudad Rodrigo tendrá el último partido de la temporada frente a un equipo de mitad de la tabla para arriba. Eso sí, es justo el equipo que comanda la clasificación, el Zamora B, que anda intentando cerrar la primera plaza para irse por la ruta de los campeones a la hora de la lucha por el ascenso a 2ªB.

Teniendo en cuenta que el Atlético Astorga está ahora mismo en puestos de descenso directo de 2ªB a 3ª, el cuarto por la cola de 3ª también se iría a Regional salvo que ascienda alguien, por lo que quizás en el final de la primavera toque animar al Zamora, ante el cual, teniendo en cuenta el rival que es, el Ciudad Rodrigo no tiene nada que perder y mucho que ganar. The show must go on.

ZONA MIXTA

El director deportivo del Ciudad Rodrigo, Aris Marcos, que titula el encuentro con un “Victoria dulce con sabor a Caramelo”, resalta que “nos caemos y nos levantamos, así son estos espartanos farinatos, no pensamos rendirnos, este grupo humano de jugadores y cuerpo técnico están a muerte por defender y salvarnos, todos remamos en la misma dirección, y seguimos manteniendo la misma ilusión y el sueño de lograr la salvación”.

Según explica Aris Marcos, “el esfuerzo, el sacrificio y la solidaridad de los muchachos hoy ha sido sobrenatural; hemos jugado ante un gran rival que juega muy bien al fútbol y también tuvo sus ocasiones pero Manu estuvo espectacular”.

En el resto de líneas indica que los cuatro defensas (Saúl, Exkuy, Rober y Risueño) han dado “una seguridad muy sobria”; el centro del campo “ha jugado con cinco pulmones; impresionante el desgaste físico de Alberto, Caramelo, Maza, Santi y Adolfo”; mientras que arriba “el león Iñaki estuvo impresionante, un auténtico tanque de batalla”. Asimismo destacó a los jugadores que entraron al final, “que se dejaron la piel”.

Aris Marcos anima a llenar el próximo domingo el Francisco Mateos, asegurando que “pelearemos nuevamente por brindar una gran victoria a nuestra afición y a nuestro pueblo”. En palabras de Aris Marcos, “sí se puede”.