Miércoles, 13 de diciembre de 2017
Bracamonte al día

Los Servicios Sociales municipales atendieron a 1.967 personas durante 2015

PEÑARANDA | La alcaldesa, Carmen Ávila, y la concejala del área, Lali García, desgranarón los datos referentes a las acciones y ayudas tramitadas por el departamento el pasado año
La alcaldesa Carmen Ávila, y la concejala Lali García, presentaban los datos incluidos en la memoria 2015 de Servicios Sociales

El Ayuntamiento de Peñaranda ha presentado la memoria anual de acciones llevadas a cabo desde el departamento de Servicios Sociales durante el pasado año 2015.

La alcaldesa Carmen Ávila destacaba cómo desde este departamento “están atendiendo de manera directa, personal e individualizada las situaciones de mayor vulnerabilidad, es lo esencial y lo que desde el Ayuntamiento siempre se ha venido cuidando” afirmando que a nivel municipal “seguiremos apostando por los diferentes programas de ayuda que venimos manteniendo desde hace años para tratar de garantizar las necesidades básicas de las familias sin perder de vista la red familiar, a través de la cual se puedan ayudar a mas integrantes que necesiten paliar necesidades o situaciones difíciles”.

Por su parte, la concejal de Servicios Sociales, Lali García, señalaba como “las necesidades pueden estar en cualquiera, por ello estamos aquí, atendiendo a todas las personas con discreción y respeto. Nuestras puertas están siempre abiertas para dar la ayuda y el asesoramiento que pueda necesitar cualquier vecino”.

García desgranaba pormenorizadamente los datos recogidos en el resumen de 2015, un año en el que se solicitaron 51 ayudas familiares de Emergencia Social (destinadas a paliar necesidades puntuales como alquiler o recibos de luz o gas), de las que se aprobaron 48, beneficiando a 148 personas, y un total económico de 36.287 euros. En cuanto a las Pensiones no contributivas, las solicitaron 27 familias con 54 beneficiarios y un montante total de 138.348 euros. La Renta Garantizada de Ciudadanía (destinada por la Junta a familias sin ingresos) era otorgada a 27 familias con 60 beneficiarios, contando con un importe total ofrecido de 11.502 euros. En total y en términos económicos, la suma de estas partidas ascendió el pasado año a 186.137 euros

En lo referente a servicios, programas y prestaciones gestionadas desde la Unidad de Trabajo Social de la Diputación de Salamanca, los beneficiados han sido 1390 personas, mientras que los estudios sobre Dependencia recibieron 76 solicitudes, con 186 valoraciones y 76 tramitaciones. Los Cuidados en el Entorno Familiar entregaron una cuantía económica total de 199.200 euros y el servicio de proximidad llegaba a 72 usuarios y el sistema de Teleasistencia lo mantienen activo 73 personas.

Lali García explicaba cómo “Servicios Sociales trabaja con todos los colectivos y edades”, como muestran las 25 ayudas a menores y las 9 mujeres acogidas al programa específico de ayuda a ellas, a lo que se suman los 12 inmigrantes atendidos desde estos planes de acción y las 14 personas atendidas en inclusión social. En cuanto a los jóvenes, el Programa Nexus llegaba a 33 jóvenes de 11 a 15 años.

Dentro de los programas municipales, destacan los 74 usuarios del programa Vive, podología con 248 consultas, los 3 usuarios del Comedor Social, las 130 solicitudes de ayudas al libro de texto, de las que 92 fueron aprobadas, mientras que las destinadas al transporte escolar ascendieron a 17 solicitudes. El Fondo Municipal de Alimentos (destinado a paliar necesidades puntuales y de urgencia al margen del Banco de Alimentos) atendía la solicitud de ayuda de 92 personas.

De esta forma, y de manera global, Servicios Sociales mantiene abiertas 537 historias sociales, 67 de ellas nuevas y 661 peticiones atendidas durante el pasado año 2015. Además 1967 personas solicitaron algún tipo de ayuda o prestación.

Desde el Consistorio han querido reiterar además su especial agradecimiento tanto a las Voluntarias de San Vicente, Cáritas y Cruz Roja, por su importante apoyo y ayuda para desarrollar las diferentes ayudas y a todos los peñarandinos por la gran generosidad mostrada con los más desfavorecidos de la ciudad.