Sábado, 16 de diciembre de 2017

Llegada la primavera te sientes tan alegre como la luz y el agua, como esos suelos tan llenos y esos aires abarrotados de vuelos. Porque cabe vivir dentro de la vida y fuera del tiempo

Joaquín Araújo, naturalista, en su artículo ‘La hoja sigue a la flor en los almendros’, en SALAMANCArtv AL DÍA