Martes, 12 de diciembre de 2017

La Junta invierte 800.000 euros para formar profesionalmente a más de 300 alumnos

Apuesta por la especialización en industrias agroalimentarias, para facilitar la inserción laboral en un sector clave

Rosa Valdeón, consejera de Empleo

La vicepresidenta de la Junta y consejera de Empleo, Rosa Valdeón, visitó este lunes el Centro de Formación de Referencia Nacional en Industrias Cárnicas. En la rueda de prensa que ofreció a los medios indicó que el objetivo de la Junta sigue siendo realizar una política de inserción laboral que es la formación para el empleo. “Creemos que el objetivo de la sociedad es que aumente el número de empleos y para eso tenemos que apostar por el desarrollo económico, la estabilidad y una segunda parte que es la formación y la empleabilidad de las personas y por eso este centro es referencia en Castilla y León y en España, un lugar donde se forman a personas para reinsertarlas en el mundo laboral”, dijo.

Formación de todo tipo a los que no tienen empleo, a los que van a empezar y a los que ya están trabajando para que sean más competitivos. Salamanca además es referencia en el sector cárnico y es muy importante que haya personas formadas en este sector. Abrir a las industrias agroalimentarias a los jóvenes y por eso son más de 300 personas las que se forman aquí con un presupuesto de 800.000 euros para este año. En función de la demanda podría incrementarse”, comentó la consejera de Empleo.

En cuanto a siniestralidad Rosa Valdeón indicó que “buscamos la formación de empleo, pero de un empleo de calidad y buscamos también en esta calidad la siniestralidad cero, aunque sabemos que es complicado, nuestro propósito es este. Por eso hemos destinado este año 5,5 millones de euros a acciones preventivas en todos los ámbitos”.

Centro de Formación Ocupacional de Salamanca

Es un centro de formación especializado único en el territorio nacional. Se creó en 1975 acorde con las características del sector cárnico en Salamanca, que cuenta con el mayor número de empresas de este sector de la Comunidad. Salamanca es seguida por las provincias de León y Segovia en este tipo de actividad empresarial.

Estas características productivas de la provincia implican un enorme potencial de empleo directo e indirecto lo que hace necesario asegurar una constante cualificación de profesionales para desempeñar su labor en la actividad de la industria cárnica y de transformación alimentaria.

Desde su creación, se ha adaptado su actividad a los cambios de la industrial y se ha ido dotando, por parte de la Junta de Castilla y León, de recursos hasta llegar a la estructura actual que cuenta con casi 2.500 metros cuadrados dedicados a las formación, con dotaciones que incluyen laboratorios, obradores de cárnicas, aulas de formación y espacios polivalentes que se adaptan a las necesidades de cualificación profesional de los alumnos.

Desde el año 2012 se han invertido en instalaciones casi un millón de euros para mantener el centro como referente nacional en la actividad formativa especializada en el sector cárnico.

Además el Centro no sólo forma a trabajadores desempleados, realiza también cursos de perfeccionamiento técnico, trabajos de investigación y proyectos de innovación para la mejora de los contenidos formativos en sus diferentes áreas de especialización.

Ley de Ordenación de Castilla y León

Rosa Valdeón indicó que “la ordenación que se pretende es para mejorar los servicios entre los municipios y se haga de una forma natural. Las disfunciones hay que modularlas y hablarlo. Lo que se entiende es que la Junta respeta la autonomía municipal. Intentar ver la parte obligatoriedad no existe. La mayoría de los municipios está de acuerdo. La Diputación de Salamanca tiene que entenderlo”.