Miércoles, 13 de diciembre de 2017

Se acabaron las fotos. No más fotos

¿Ya no sale Mañueco en ninguna foto? ¿Qué le pasará al Alcalde? ¿Está triste el Alcalde? ¿Qué es lo que habrá pasado para que haya dejado de lado su faceta de modelo fotográfico? Así, todo deprisa, tan de repente que extraña. Y es que la galería de fotos de Mañueco es digna de cualquier book, desde tocando la batería, al casco de bombero, de portero de fútbol a imitador de jubilado viendo obras, de camarero de caseta en ferias a grupie de Carlos Jean. En fin, como decía Sabina, cienes y cienes de fotos.

Pero ayer descubrí lo que de verdad le está pasando a Alfonso. Y es que Alfonso no para de trabajar. Pero no trabaja por los salmantinos ni en el Ayuntamiento ni en las Cortes de Castilla y León, no. Alfonso trabaja para intentar tapar las vergüenzas de su partido hasta que son tan difíciles de tapar que no queda otra que poner orden, aunque sea al modo del PP.

Amigos... y es que Alfonso es el responsable del comité de garantías del PP, algo así como los de asuntos internos en las películas de policías, como los malotes que persiguen a los malos que dan mala imagen el partido. Y no, no voy a caer en el chascarrillo de la zorra y el gallinero porque el trabajo que tiene ahora Alfonso tiene tela, nunca mejor dicho.

 Siendo el responsable nacional de que ningún militante del PP se salte a la torera la Ley, en un partido imputado y salpicado de tramas mafiosas e individuos corruptos, no es de extrañar que Alfonso no tenga tiempo ni para salir en una foto.

 

Por eso, hay que dar ánimos al alcalde de Salamanca. Que limpie su partido. Que no se preocupe por tener dedicación exclusiva a esa tarea, pocos le echan de menos. Pero por favor, y cito a Juan Vicente Herrera, mírese al espejo y actúe en consecuencia con su cargo, caiga quien caiga.