Lunes, 11 de diciembre de 2017

Música para Meditar

La meditación es, desde hace ya algún tiempo,  una de las técnicas más utilizadas para la búsqueda de la paz, el bienestar interior y el equilibrio emocional. Las técnicas que se emplean para tal fin pueden variar en función de las necesidades de cada uno, pero la meditación para los occidentales, dista mucho de las técnicas milenarias de oriente, no obstante, lo fundamental es que podemos aprender a meditar en cualquier lugar, y para la iniciación tan sólo necesitamos una música que nos guie y nos ayude a estar relajados para emprender un profundo viaje sensorial.

Es importante ser conscientes de que los pensamientos que se apoderan de nuestra mente pueden llegar a modificar y, en definitiva, a determinar nuestra calidad de vida, por lo que, saber controlarlos es fundamental para lograr la felicidad. Una persona con pensamientos positivos suele sentirse bien con la vida, porque sabe ver el lado bueno de las cosas.

La música, como ya hemos visto en muchos de los artículos de este Mirador Musical, aporta al ser humano un sinfín de propiedades al tener la capacidad de cambiar nuestro estado de ánimo, y como no podía ser de otra manera, la música para meditar es de gran ayuda para todos aquellos que quieren iniciarse en el camino del auto-conocimiento y del descubrimiento de su “yo interior”.

Esta música es apta tanto para adultos como para niños, y teniendo en cuenta que su sonoridad ha de ser suave y sin grandes giros ni cambios de volumen, encontramos diferentes tipos de música que sirven para esta función, como la música India clásica, Cantos Gregorianos, sonidos primordiales (Om), sonidos de la naturaleza o la música instrumental ligera, entre otros géneros.

Os dejo como ejemplo un tema para meditar que compuse hace algún tiempo y que está basado en sonidos primordiales. Espero que os ayude a introduciros en el camino correcto de la meditación.