Viernes, 15 de diciembre de 2017
Guijuelo al día

Julián Ramos: “Los guijuelenses siempre hemos sido valientes y emprendedores”

GUIJUELO | Entrevista a Julián Ramos en la que nos habla del crecimiento y las expectativas de futuro de la villa

[Img #577690]

Una de las figuras más importantes en el crecimiento de Guijuelo es Julián Ramos, su alcalde. El también procurador en las Cortes de Castilla y León se encuentra a mediados de su tercera legislatura. Los proyectos municipales se han sucedido uno tras otro en los últimos años. Uno de los más importantes, el nuevo edificio consistorial, será pronto una realidad tras pasar varios años desde el inicio de las obras. Para Ramos, Guijuelo es una cuestión personal, defendiendo los intereses locales en muchas ocasiones y haciéndolo crecer en muchos aspectos, como por ejemplo servicios municipales, población y en oferta de empleo público.

¿Cuál de ellos le resulta más llamativo o importante para la villa?

Sin ninguna duda, el empleo. Esto no significa que restemos importancia a otros servicios municipales, ni mucho menos, pero el empleo es el pilar fundamental de esta legislatura, como ya lo fue de la anterior. En los últimos años hemos logrado que 170 personas que estaban desempleadas encuentren trabajo y continuaremos en esa misma línea. Por supuesto, no es fácil pero las iniciativas que hemos desarrollado han dado buenos resultados, como las acciones formativas que se están ejecutando en el futuro albergue. Ya hemos puesto en marcha tres talleres de empleo, formando jóvenes para que se integren en el mercado laboral con una profesión bien aprendida.

De todos los proyectos futuros, como el centro deportivo, ¿cuál es el que le causa más ilusión como dirigente de Guijuelo?

No puedo quedarme con uno solo, porque en todos y cada uno de ellos hemos puesto mucha ilusión y mucho esfuerzo. Desde luego, el nuevo centro deportivo con la piscina climatizada me produce gran satisfacción porque lo van a poder disfrutar todos los guijuelenses. Es un centro impresionante, como no hay otro en toda la provincia. Pero también tenemos el nuevo Ayuntamiento que ya está a punto de finalizarse, con unas instalaciones modernas y funcionales que nos van a permitir ofrecer un mejor servicio a nuestros vecinos. También el albergue, que ya he mencionado antes. Y la nueva depuradora, y la ampliación de suelo industrial… en definitiva, todos me ilusionan por igual y con todos ellos contribuimos a modernizar Guijuelo y a mejorar su imagen.

¿Qué proyectos o avances para el futuro de Guijuelo le gustaría afrontar una vez se cumplan los objetivos de esta legislatura?

Los objetivos de una legislatura nunca se ven completos del todo, porque en el camino van surgiendo nuevas necesidades que debemos atender. Un alcalde que quiera y sienta su pueblo, como yo quiero y siento Guijuelo, nunca descansa. Tienes mil ideas en la cabeza y todas las quieres poner en marcha cuanto antes, y a veces es muy frustrante no poder hacer las cosas con la rapidez que quieres. Por ejemplo, a corto plazo, pero muy corto, quisiera resolver el problema de los accesos a nuestra villa, pero no depende de nosotros. Hemos hecho todo lo que estaba en nuestra mano para mejorarlos, para controlar la velocidad, pero no es suficiente aunque, por supuesto, no voy a dejar de insistir hasta conseguir lo que considero que Guijuelo merece. Tenemos otros proyectos de gran envergadura como el nuevo alumbrado en Guijuelo y Campillo, que me parece primordial, o el futuro del edificio del Reloj una vez que nos hayamos trasladado al nuevo Ayuntamiento, o la ampliación del centro de servicios al transporte. Y, en un futuro muy inmediato, la celebración de nuestra Feria de la Industria Cárnica del 8 al 11 de junio.  

El crecimiento industrial de la villa es indispensable para el desarrollo de cualquier otro aspecto de Guijuelo. El Ayuntamiento acaba de hacer una visita oficial a China, posible gran mercado para los productos ibéricos. ¿Qué supone este paso para los guijuelenses?

Quizá no se le ha dado a este viaje a China toda la relevancia que realmente ha tenido. Estamos hablando de abrir un mercado casi infinito como es el chino. Estoy muy orgulloso de este viaje a China porque estamos poniendo los cimientos de un futuro que puede ser muy prometedor si conseguimos abrir esas fronteras. Nuestro deber es intentarlo porque, al fin y al cabo, es el futuro de nuestros hijos y la prosperidad de nuestro pueblo. Ahora hablamos de China pero también podemos hablar de Estados Unidos o Cánada. Asia y América nos esperan. Es difícil, pero tenemos que hacer una apuesta de futuro, sin descuidar el mercado nacional y el europeo. Cada frente requiere una lucha distinta, pero los guijuelenses siempre hemos sido valientes y emprendedores.